Lo más visto

Sin capturas por masacre en cantón El Coco

Una de las víctimas era miembro de las Fuerzas Armadas. El caso es investigado por la DCI. Tres miembros de grupo terrorista son los principales sospechosos.
Enlace copiado
Enlace copiado

A cinco días de haberse cometido la masacre contra cinco personas, entre ellas un elemento del Ejército, en el cantón El Coco, del municipio de Chalchuapa, Santa Ana, la Policía Nacional Civil (PNC) no registra detenciones relacionadas con el múltiple crimen. Así lo confirmó ayer el jefe de la delegación policial de Santa Ana, Hugo Bonilla, quien además detalló que el caso, por tratarse de un múltiple crimen, fue retomado por la División Central de Investigaciones (DCI).

“El detalle de las investigaciones no lo poseo porque lo llevan en San Salvador, la DCI (División Central de Investigaciones), por ser cinco las víctimas. La parte operativa sí la hemos estado manejando. No se registran detenciones todavía”, indicó.

Durante la masacre, registrada el viernes pasado por la noche en el interior de una cervecería del cantón El Cantón, fueron asesinados Jubal Rivas Barrera, electricista de 48 años de edad; Otoniel Aldana López, de 48 y motorista de buses de la ruta de buses 234; Víctor Manuel Elvira, de 32 años; Wílber Cerón Fajardo, de 42; y José David Polanco, de 25. Este último era un soldado de alta en el Comando Especial Antiterrorista (CEAT) de la Fuerza Armada de El Salvador (FAES) y se encontraba departiendo, con bebidas embriagantes, junto con el resto de las ahora víctimas.

De acuerdo con el jefe policial y las indagaciones sobre el caso, del que señalan como responsables a miembros de grupos terroristas, todo parece indicar que el ataque armado tuvo como objetivo principal al militar.

“Así como para poderlo confirmar estrictamente, no, pero hay fuertes indicios de que fue por la presencia del soldado, creemos que él era el objetivo, pero no sabemos si es estrictamente por ser soldado o si él tenía otra situación, algún antecedente diferente”, manifestó Bonilla.

Detalló que durante las acciones policiales realizadas después de cometida la masacre se logró la detención de un miembro de la estructura criminal que mantiene presencia en la zona de El Coco y a la cual también pertenecen los sospechosos de haber cometido el múltiple crimen.

Sin embargo, aclaró que el sospechoso fue detenido por otro crimen y no por el quíntuple homicidio.

Señaló además que los principales sospechosos son tres miembros de una estructura criminal que había cometido diferentes ilícitos en la zona del cantón fronteriza con Guatemala.

Antes de ocurrida la masacre, la PNC realizó varios operativos en la zona y logró la captura de varios miembros del grupo, pero tres pandilleros, que serían los responsables del ataque, han evadido estas acciones.

Lee también

Comentarios