Lo más visto

Más de El Salvador

Testigo de venta de armas dejó el país por amenazas

Tribunal aceptó la declaración anticipada del testigo contra un militar retirado acusado de comercio ilegal de armas.

Enlace copiado
Petición.  Los abogados de Pocasangre solicitaron que no se acepte la declaración del testigo si no acude a declarar, pero el tribunal lo desestimó.

Petición. Los abogados de Pocasangre solicitaron que no se acepte la declaración del testigo si no acude a declarar, pero el tribunal lo desestimó.

Enlace copiado

El Tribunal Tercero de Sentencia aceptó ayer la petición de la Fiscalía General de la República (FGR) de tomar en cuenta la declaración anticipada del testigo con clave William, en el proceso judicial que enfrenta el militar retirado Miguel Ángel Pocasangre Escobar, acusado de vender 16 armas de manera fraudulenta entre 2005 y 2012.

La fiscalía argumentó que el testigo no se puede presentar a declarar durante el juicio, que inició el jueves, porque no han podido contactarlo. William abandonó el país hace unos meses por amenazas contra él y su familia, aseguraron los fiscales del caso.

La posición de la FGR se basa en registros de la Dirección General de Migración y Extranjería, en los cuales consta que el testigo se fue del país y no retornó. El tribunal dictaminó que con lo anterior se cumple el requisito legal para tomar en cuenta esta prueba, a pesar de que la defensa pidió desestimarla.

En su declaración anticipada, el testigo señaló a Pocasangre Escobar de vender armas de manera ilegal, con apoyo de integrantes de la Fuerza Armada. Entre los posibles colaboradores de Pocasangre están el exdirector de Logística de la Fuerza Armada Carlos Guillermo Zavaleta Morán; y el exjefe de Registro de Armas Ángel Elvis Peraza.

William sostuvo que el imputado se aprovechó de la amistad con Zavaleta Morán para registrar como legales armas que en realidad eran ilegales. Luego, el exmilitar las vendió a terceros como si hubieran sido de su propiedad desde hace años. Algunas de las transacciones de las armas se habrían realizado en las empresas El Lancero y Rivera Hoover, de las cuales Pocasangre era el accionista mayoritario, señaló el testigo.

William, incluso, agregó que las armas posiblemente provenían de los depósitos de la Fuerza Armada, donde se tiene guardado armamento decomisado.

El juicio por este caso continuará la próxima semana.

Tags:

  • Miguel Ángel Pocasangre
  • venta de armas
  • armas
  • militar
  • Fuerza Armada
  • testigo
  • amenazas
  • juicio

Lee también

Comentarios