Lo más visto

Toñito ya no verá a su padre

Izalco es el municipio más violento del departamento de Sonsonate, con casi 80 muertos en lo que va de 2016.
Enlace copiado
Toñito ya no verá a su padre

Toñito ya no verá a su padre

Toñito ya no verá a su padre

Toñito ya no verá a su padre

Enlace copiado
Toñito, de 4 años de edad, estaba acostumbrado a jugar con su padre Pedro Morales, de 38 años, después que él llegaba todas las tardes de laborar en los cultivos de yuca en el caserío Nueva Esperanza, del cantón Piedras Pachas, en el municipio de Izalco (Sonsonate).

Pero desde hoy ya no jugará más con él, porque desconocidos lo asesinaron con arma de fuego. Familiares y amigos se preguntan ahora quién pudo haberle quitado la vida a Morales, si no tenía enemigos o había recibido amenazas en su lugar de trabajo y donde vivía.

"El siempre se dedicó a jornalero, sembraba yucales y maíz en estos terrenos donde alquilaba para llevarnos el alimentos diario", relata la esposa.

Como todas las mañanas, Morales salió de su casa ayer a limpiar la hierba que crecía en un cultivo de yuca. Acostumbraba regresar al mediodía a almorzar, pero ayer algo pasó.
"Salió ayer en la mañana, siempre regresaba a comer al mediodía y ayer no lo hizo, nos imaginamos que iba a regresar hasta la tarde", dijo su esposa.

Sin embargo, la angustia creció al llegar la noche, porque era raro que Morales se ausentara tanto tiempo para llegar temprano a jugar con Toñito.

La familia fue ayer mismo a la zona de donde él limpiaba la maleza, pero por la oscuridad no encontraron nada.

La búsqueda continuó hoy en la mañana y después de recorrer varios espacios de los cultivos encontraron tirado el cadáver de Morales, con varios impactos de bala.

La familia dio aviso a la Policía Nacional Civil (PNC), cuyos elementos acordonaron la zona entre los cultivos del caserío Nueva Esperanza.

Según las autoridades de Medicina Legal, sospechan que él fue asesinado ayer a eso de las 4:00  de la tarde y fue ultimado con arma de fuego calibre 9 milímetros.

Hasta el momento la familia desconoce los motivos del crimen y la PNC sospecha que el homicidio pudo ser cometido por pandilleros del sector.

Morales se sumó a los casi 80 asesinatos que han ocurrido en Izalco lo que va del año, siendo considerado como el municipio más violento del departamento de Sonsonate.

Tags:

  • sonsonate
  • izalco
  • homicidio

Lee también

Comentarios