Trabajadores de PGR afirman no tener equipos en las oficinas

Algunos llevan sus computadoras personales. Están considerando reunir dinero y comprar de sus salarios impresora y computadora.
Enlace copiado
Trabajadores de PGR afirman no tener equipos en las oficinas

Trabajadores de PGR afirman no tener equipos en las oficinas

Enlace copiado
Un grupo de empleados de la Procuraduría General de la República (PGR) de San Miguel denunció que desde hace un año solo cuentan con tres impresoras, mientras que las computadoras que utilizan están desfasadas.

En agosto del año pasado los empleados se quejaron de las condiciones de hacinamiento en las que laboraban. 

La sede de la PGR en la ciudad de San Miguel se ubica en la 3.ª avenida sur #606, del barrio San Nicolás, en la que hay siete unidades en tres salones con poco espacio para caminar entre las sillas, los escritorios y papelería.

Algunos empleados, que pidieron que no se publicaran sus nombres por temor a represalias, aseguraron que desde hace más de seis meses han solicitado a la institución que les proporcione computadoras nuevas e impresoras, ya que solo cuentan con tres, y deben estar levantándose hasta otro salón para tener que imprimir.

“Las computadoras como son antiguas se ponen bien lentas y eso nos atrasa. Otros compañeros se han visto obligados a traer sus laptops para salir con el trabajo. Acá son varios los usuarios que recibimos y hay que ver cómo hacemos para avanzar y salir con todos”, aseveró una empleada, mientras que otro trabajador mencionó que para imprimir y fotocopiar tienen que moverse a otro salón a sacar la información que necesitan.

Recordó que hace varios meses se les arruinó la impresora y de inmediato solicitaron a la sede central que reemplazara el equipo, pero a la fecha no ha habido respuesta.

“El problema no es tener que levantarnos a imprimir, el problema es tener que estar interrumpiendo a los compañeros para que nos saquen la impresión o las copias. Las máquinas ya dieron su vida útil y por el uso que le damos es necesario que nos ayuden”, expresaron.

Según los empleados de la PGR, muy a pesar de que han tratado de pedir ayuda, el Gobierno nunca ha respondido, por lo que se verán obligados a tener que reunir dinero y entre todos comprar una impresora y computadora.

Se buscó a José Rolando Chicas, procurador auxiliar de San Miguel, para conocer si han gestionado el equipo al personal; sin embargo, el vigilante de la institución aseguró que no se encontraba en las instalaciones, y tampoco respondió el teléfono. 
 

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter