Lo más visto

Tras nuevo programa de educación superior

Un diagnóstico realizado por USAID revela que hay grandes brechas y necesidades que deben ser atendidas, de lo contrario se afecta el desarrollo económico del país.
Enlace copiado
Tras nuevo programa de educación superior

Tras nuevo programa de educación superior

Enlace copiado
<p></p><p>social</p><p>La Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) ha iniciado un nuevo proyecto de naturaleza académica en El Salvador. En coordinación con el Ministerio de Educación (MINED) se propone diseñar un nuevo programa para la educación superior.</p><p>Pero esta es la tercera fase del proyecto; la primera fue la elaboración del estudio El Salvador: Evaluación de la educación superior. La segunda fase se ejecutó en una reunión con actores nacionales e internacionales involucrados en este nivel de estudios, para confirmar los hallazgos del diagnóstico a través de discusiones más profundas.</p><p> “Comenzamos con este diagnóstico como base para un futuro diseño de un programa de educación superior aquí en El Salvador. Es la primera vez que AID se está enfocando en la educación superior, porque el país no solo tiene necesidad de mejorar la educación básica sino también la superior”, manifestó Caroll Vasquez, directora de la Oficina de Desarrollo Humano de USAID. </p><p>A la fecha, la cooperación de Estados Unidos en materia de educación se había concentrado en el nivel básico, especialmente con la puesta en marcha del Sistema Integrado de la Escuela Inclusiva de Tiempo Pleno, la cual seguirá recibiendo apoyo.</p><p>La funcionaria de USAID consideró que mejorar la educación superior tiene que ver con el desarrollo económico del país, por ello la importancia de iniciar esta nueva tarea de tres fases.</p><p> “Queremos apoyar al sector, algunas instituciones ya han comenzado pero todavía no están en el nivel que queremos. Estamos viviendo en un siglo que está cambiando en términos de ciencia y tecnología, de cómo llevar la enseñanza-aprendizaje a las comunidades y en El Salvador hay muchas brechas y necesidades”, indicó Vasquez.</p><p>Bajo el nuevo programa se persigue fortalecer el currículo actual, generar un acercamiento entre las instituciones de educación privada con la industria y capacitar a los profesores o catedráticos en diferentes ramas.</p><p>Según Vasquez, ante tantas necesidades se deben priorizar las áreas donde se puede tener un mayor impacto, para aprovechar al máximo los $20 millones que USAID destinará a educación superior en El Salvador durante los próximos cinco años.</p><p> Dorita de Gutiérrez, especialista en desarrollo de proyectos de la Oficina de Desarrollo Estratégico de USAID, indicó que el diagnóstico no arrojó resultados sorpresivos, sino que ayudó a dimensionar la magnitud de la problemática.</p><p>Una de estas es el nivel educativo que tienen los profesores universitarios, lo cual impacta no solo la calidad educativa sino también la investigación científica.</p><p>El vicetitular del MINED, Héctor Jesús Samour, confirmó la nueva tarea que han asumido con USAID, y agregó que después del periodo vacacional de agosto realizarían un taller con las principales universidades para socializar el diagnóstico con el fin de consensuar una política nacional.</p><p> “Estamos trabajando también en la actualización de toda la normativa que tiene que ver con la validación de planes de estudio de carreras de pos y pregrado, y programas de educación superior”, dijo Samour. Esto último el MINED lo lleva a cabo con un grupo de rectores de universidades acreditadas, donde se discuten los problemas señalados en el diagnóstico de USAID.</p><p>De estos encuentros se espera que resulte un consenso para elaborar una política nacional de educación superior, así como propuestas de reformas de ley.</p><p>A juicio del funcionario, el principal problema que enfrentan las instituciones de educación superior es el financiero, ya que hay deficiencias en infraestructura, laboratorios, la calidad docente y educativa, bibliotecas e investigación.</p><p> “Por ley las universidades son instituciones sin fines de lucro, lo que hay que revisar es los mecanismos de financiamiento y las razones por las cuales no reinvierten los ingresos en mejorar la calidad”, consideró Samour.</p><p>También consideró que las exigencias en el proceso de acreditación de las universidades deben ser mayores, y darles un debido seguimiento.</p><p></p>

Tags:

  • el-salvador
  • social

Lee también

Comentarios