VMT advierte con demoler túmulos en ingreso a ciudad

El alcalde de Ahuachapán afirmó que todas las obras fueron realizadas con el aval de la oficina central, pero la regional afirma que incumplen requisitos.
Enlace copiado
Licitadas.  Los trabajos de pavimentación son realizados por la empresa privada vía licitación.

Licitadas. Los trabajos de pavimentación son realizados por la empresa privada vía licitación.

VMT advierte con demoler túmulos en ingreso a ciudad

VMT advierte con demoler túmulos en ingreso a ciudad

Enlace copiado
Autoridades de la oficina occidental del Viceministerio de Transporte (VMT) advirtieron que demolerán unos túmulos ubicados en la entrada del municipio de Ahuachapán, debido a que no cumplen los requisitos exigidos para ese tipo de reductores de velocidad.

Los túmulos, que fueron construidos en 2016, están ubicados en la carretera Panamericana, uno frente a la terminal de autobuses de la ruta 202 y el segundo aproximadamente 150 metros al poniente.

El jefe regional del VMT, Douglas Trujillo, lamentó que pese a que la municipalidad obtuvo los permisos de construcción de los reductores de velocidad, las personas encargadas de su construcción no se apegaron a las especificaciones exigidas por esa oficina gubernamental.

“Tengo entendido que los permisos fueron tramitados y otorgados en la oficina central del VMT, en San Salvador, pero no cumplieron con algunos de los requisitos exigidos para la construcción de los túmulos”, comentó Trujillo.

El encargado de la zona occidental del VMT manifestó que entre los aspectos elementales a cumplir están la altura, la extensión, además del cuido y mantenimiento que se les debe brindar a los obstáculos autorizados.

“Es de darles mantenimiento, no solo de construirlos, se debe estar atento de la pintura y las señalizaciones que están antes del túmulo y de esa manera evitar que los automovilistas tengan que frenar de una manera brusca”, comentó el jefe regional.

Abilio Flores, alcalde de Ahuachapán, manifestó que efectivamente los túmulos cuentan con el aval del VMT, por lo que le extrañan los señalamientos.

“Se tramitó directamente con el Viceministerio de Transporte, se les hizo la nota por parte de la alcaldía y son ellos precisamente los que los instalaron. Recordemos que es una arteria que le corresponde a FOVIAL y a Obras Públicas”, aseguró Flores.

No es la primera vez que el VMT y la comuna entran en desacuerdo por la instalación de este tipo de reductores de velocidad.

En 2014, cuando la alcaldía era dirigida por Rafael Morán, se ordenó la demolición de dos túmulos en la avenida Morazán y la 8.ª calle oriente, cerca de la delegación policial.

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter