“Yo soy de aquí. He vuelto a mis raíces”

El cardenal Gregorio Rosa Chávez celebró ayer una misa de acción de gracias en San Miguel.
Enlace copiado
Reconocimiento.  El alcalde de San Miguel, Miguel Pereira, le ofreció una imagen del arcángel que da nombre a la ciudad al cardenal Gregorio Rosa Chávez. Él inició su carrera sacerdotal hace 47 años en la catedral de la Reina de la Paz.

Reconocimiento. El alcalde de San Miguel, Miguel Pereira, le ofreció una imagen del arcángel que da nombre a la ciudad al cardenal Gregorio Rosa Chávez. Él inició su carrera sacerdotal hace 47 años en la catedral de la Reina de la Paz.

“Yo soy de aquí. He vuelto a mis raíces”

“Yo soy de aquí. He vuelto a mis raíces”

Enlace copiado
El primer cardenal salvadoreño, Gregorio Rosa Chávez, se dirigió a decenas de feligreses para explicarles por qué visitó antes San Miguel que su pueblo natal, Sociedad, en Morazán.

LEA TAMBIÉN: Celebran nombramiento de cardenal Rosa Chávez con misa solemne

“Yo soy de aquí, aquí me ordené. He vuelto a mis raíces”, dijo durante una pequeña ceremonia realizada en el parque del cementerio, donde recibió una imagen de San Miguel Arcángel de manos del alcalde Miguel Pereira.

“Aquí trabajé varios años como sacerdote y hoy vuelvo a darle gracias a la Virgen (Reina de la Paz) y a darle gracias a este pueblo tan querido y a celebrar juntos la alegría y también la esperanza de un mundo nuevo que vamos a ir viendo resurgir si todos nos dejamos conducir por Dios”, dijo.

Después fue hasta la Catedral Basílica Nuestra Señora de la Paz.

LEA TAMBIÉN: Benedicto XVI expresó a cardenal Rosa Chávez su preocupación por El Salvador

El recorrido por la principales calles de la ciudad se demoró alrededor de una hora porque Rosa Chávez se detuvo a saludar a todas aquellas personas que se le acercaron y a tomarse fotografías.

“Me siento muy contenta de haber podido estrechar la mano de nuestro cardenal. Nosotros los migueleños le tenemos mucho cariño porque ha sido un líder muy comprometido con el trabajo de la Iglesia”, dijo Paula Méndez, de 65 años, quien llegó para participar en la caravana y en la misa de acción de gracias.

LEA TAMBIÉN: Lucha por la paz promete cardenal

Y a pesar de que la temperatura rondó los 35° centígrados, el ánimo del cardenal no decayó.

María Celeste Díaz, de 12 años, participó en el recorrido y la misa que fue presidida por el cardenal. “Es una emoción para nosotras y estamos muy alegres porque el cardenal ha venido aquí a San Miguel. Fue muy bonito porque él venía adelante y nosotras veníamos atrás gritando vítores en su honor”, dijo la jovencita.

A la misa del líder católico asistieron alrededor de 60 sacerdotes y seminaristas de las diferentes parroquias de la diócesis de San Miguel, así como autoridades locales y cientos de fieles.

Durante la ceremonia, el obispo auxiliar de la diócesis de San Miguel, Emilio Rivas, leyó un reseña sobre el trabajo que realizó Rosa Chávez durante sus 47 años de sacerdocio, los cuales iniciaron en esta catedral migueleña.

Posteriormente, Rosa Chávez se dirigió a la feligresía: “Ciertamente, nadie esperaba este momento, ni ustedes ni yo, pero hoy estamos celebrando juntos. Gracias por estar aquí como familia en esta gracias a Dios de todo lo bueno. Gracias a mis hermanos sacerdotes que han hecho esta movilización desde sus parroquias para que estemos acá, tan numerosos esta mañana”.
 

Lee también

Comentarios

Newsletter