Lo más visto

El Salvador  / politica Lo más leído

Zúñiga ve un desafío enorme en Centro América

A juicio del enviado especial al Triángulo Norte hay que trabajar en las economías de los países y mejorar las relaciones entre ellos para que crezcan y se frene la migración.

Enlace copiado

Estados Unidos anuncia apoyo económico para combatir la corrupción en El Salvador - 00:00:00La Prensa Gráfica

Enlace copiado

La crisis migratoria en la frontera con Estados Unidos es considerado, para el enviado especial al Triángulo Norte, Ricardo Zúñiga, como una dinámica, y ya no solo como un episodio. Una dinámica que ha empeorado.

Y por ello, el desafío en Centro América es muy grande, indica. Por ello, el objetivo de Estados Unidos es realizar acciones que permitan crear condiciones para fortalecer o apoyar la situación económica, social y política de Centro américa.

Y como él mismo lo reconoce, eso "implica tratar temas difíciles y no solo tratar temas puntuales. No se trata de cerrar una frontera y que eso va a solucionar el problema, tenemos que ver mejorías y oportunidades en Centroamérica", aseguró.

Lo que les preocupa es la migración masiva irregular y eso, asegura, solo tiene solución en Centro América.

Para apoyar este proceso, aseguró Zúñiga, buscan aliados, personas que tengan interés en países democráticos donde haya movilidad social y donde se pueda fortalecer el Estado de Derecho.

Esos aliados se buscan entre la sociedad civil, sector privado y entre servidores públicos. Pero de la mano con eso deben trabajar con los gobiernos para en áreas donde hay "sintonía".

"Yo creo que la comparación con los (años) 80 es completamente adecuada a la situación, porque hemos visto el interés de los Estados Unidos en la situación en Centroamérica no se compara en nada en este período desde finales de los (años) 90, estamos en ese tipo de período ahora. Entonces vamos a estar aquí", indicó.

Y agregó: "Entendemos que el desafío es enorme y entendemos que nuestro papel es limitado, pero dentro de lo que podemos hacer vamos a intentarlo".

Zúñiga fue consultado por los medios de comunicación sobre el excesivo poder legislativo que tendrá el gobierno del presidente Nayib Bukele, y explicó que en gran parte de América ha habido un deterioro en el apoyo o confianza de la población en la democracia, como un vehículo para resolver los problemas sociales.

"Pero de nuevo quiero enfatizar que nuestro marco es la Carta Democrática que implica no solamente formas sino que también la protección de esa cultura democrática, lo cual implica que las mayorías respetan los derechos de las minorías", explicó.

En esa misma línea, habló sobre la apuesta por la transparencia, a través de la Comisión contra la Impunidad en El Salvador (CICIES). Le dio un espaldarazo al trabajo que realizan.

"El apoyo que estamos dando es señal no solamente que pensamos que están en el rumbo correcto, pero también es una apuesta de que se fortalezca con la independencia de la CICIES", indicó.

El enviado explicó que en El Salvador trabajarán en cuatro temas con fuerza. El primero, la migración, en segundo lugar la economía, por la cual tienen una "preocupación acerca del rumbo de la economía salvadoreña", porque esto incluye en el flujo de personas que migran. Otro de los grupos de trabajo será la gobernanza y, además, la seguridad.

Sin embargo, no dio más detalles de quiénes serán los interlocutores en cada país ni qué mecanismo de trabajo utilizarán. Según explicó, todavía es un proceso que debe presentar primero en Washington, para luego divulgarlo.

Preocupados por China

Zuñiga no ocultó que Estados Unidos sí tiene una preocupación por el acercamiento entre China y El Salvador, pero también dijo que ve difícil que se sustituya una relación entre Estados Unidos y El salvador, entre otras cosas, por los más de 3 millones de salvadoreños que viven en EUA, por los vínculos históricos, geográficos, políticos y económicos. "Todo está tan vinculado, sería difícil para cualquier actor cambiar esas relaciones que son orgánicas, que tienen que ver con fenómenos históricos y ya bien establecidos".

Eso sí, no dudan que puede ser atractiva para algunos países la ayuda de China. "Es dinero fácil", indicó. Pero a su juicio es un dinero que no crea riqueza.

"Esa cooperación no viene con condiciones relacionadas a la transparencia. Y para nosotros eso es algo que en vez de fortalecer las economías puede fortalecer mecanismos y maneras que perjudican a las sociedades", dijo.

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines