Lo más visto

“Una derecha dividida no representa opciones reales de gobernar”

El partido de oposición Alianza Republicana Nacionalista (ARENA) habría experimentado esta semana una de las disidencias más relevantes, en términos cuantitativos, tras la renuncia por parte de la legisladora Claudia Ramírez, en tanto que pierde la llave de la mayoría calificada y ocurre en un contexto preelectoral frente al 2 de febrero de 2014.
Enlace copiado
Enlace copiado
Pocas horas después de conocerse la renuncia, el candidato a la vicepresidencia por el FMLN, Óscar Ortiz, consideró que no se trataba de un hecho “sorpresivo”, sino más bien de una “noticia muy fuerte” que se expresa como “parte de la crisis interna prolongada que ha venido teniendo el principal partido de oposición”.

La erosión de la unidad y la cohesión interna en ARENA, dijo Ortiz, se generó desde que ese partido se decantó por su fórmula, especialmente por el nombramiento del candidato a la vicepresidencia, René Portillo Cuadra, que habría generado inconformidad con aquellos que aspiraban por la postulación de una diputada o una alcaldesa.

De acuerdo con Ortiz, el partido ARENA lo que experimenta ahora con la renuncia de Ramírez no está relacionado con la crisis que enfrentó el año pasado cuando se confirmó la renuncia de cuatro diputados, sino de un nuevo contexto electoral que, según vaticinó, se profundizará en los próximos meses.

La situación de crisis dentro de la derecha, dentro del partido de oposición, “va a continuar”, dijo el aspirante a la vicepresidencia, tras considerar que “una derecha con problemas profundos, dividida, fracturada y desintegrada, sin duda alguna no representa opciones reales de gobernar”.

“Hay en la derecha una división que nunca antes se había registrado desde el tratado de los Acuerdos de Paz hace 21 años, es la crisis más profunda que vive la derecha tradicional y que se expresa en una fractura de dos grandes bloques, ARENA y GANA”, sentenció.

Ortiz, quien además es alcalde de la ciudad de Santa Tecla, indicó que en su partido no existe “ningún interés en alegrarse o entristecerse (por lo que ocurre en ARENA)”, pero reconoció que la pérdida de la mayoría calificada por el partido de oposición “evitará que se sigan generando ‘impasses’ que te complican”.

El candidato achacó, por ejemplo, al instituto político de derecha las dificultades en la aprobación del voto para los salvadoreños en el exterior y otras iniciativas que demandaban de la reorientación de recursos y lo cual solo era posible con el voto calificado de ARENA.

Con los compatriotas

La semana anterior, el candidato concluyó una gira que lo llevó por diferentes estados de Estados Unidos y también por Canadá, donde se reunió con representantes de diversas organizaciones que representan a la diáspora salvadoreña.

Más que la búsqueda de votos, Ortiz dijo que los encuentros le permitieron presentar a los compatriotas algunas iniciativas que podrían desarrollarse de inmediato para potenciar el vínculo entre los salvadoreños.

Una de las propuestas lanzadas en esos encuentros, precisó, estuvo referida al diseño de una política de cielos abiertos y a cambiar la concepción de ver a los compatriotas más allá de las remesas y facilitarles localmente algunas condiciones para que desarrollen su potencial de inversión.

Según Ortiz, se puede diseñar una ley especial de inversiones para los salvadoreños residentes en el exterior que deseen invertir en el país, pero en condiciones favorables y en un esquema en el cual gane el país y ganen ellos.

“Así como hicimos con la Ley de Zonas Francas, que me pareció correcto, para favorecer a otros inversionistas, por qué no se hace una ley especial en las actuales condiciones que el país tiene y que requiere de movilizar mucha inversión”, reflexionó.

Tags:

Lee también

Comentarios