El cine de autor triunfa en los Globos de Oro

Las grandes favoritas se fueron en cambio con las manos vacías. La "Birdman" del mexicano Alejandro González Iñárritu, que lideraba las apuestas con siete nominaciones, sólo levantó los Globos al mejor guión y actor de comedia para su protagonista, un Michael Keaton en estado de gracia.
Enlace copiado
El cine de autor triunfa en los Globos de Oro

El cine de autor triunfa en los Globos de Oro

El cine de autor triunfa en los Globos de Oro

El cine de autor triunfa en los Globos de Oro

Enlace copiado
La ganadora del Globo de Oro a la mejor película dramática no podía ser menos "hollywoodiense": "Boyhood", un ambicioso proyecto de Richard Linklater rodado a lo largo de 12 años, cosechó en la taquilla estadounidense 24,3 millones de dólares.

Por poner un ejemplo, "Los Juegos del Hambre: Sinsajo" se embolsaba más del doble sólo en el día de su estreno. Sin embargo, este drama que muestra en tiempo real los cambios a los que se ve sometida una familia con el paso de los años fue la gran triunfadora de la noche del domingo, demostrando que pese a su presupuesto de apenas cuatro millones de dólares, el cine poco convencional también puede llegar al reconocimiento más alto, aunque no haya contado necesariamente con el favor del gran público.

"En la mayoría de películas, lo controlas todo", contó después un radiante Linklater ("Before Sunrise") a los medios. "Pero en esta no podíamos. No podíamos controlar el futuro".

Lo cambios que se sucedieron en los rostros y cuerpos de los protagonistas -Ethan Hawke, Patricia Arquette, Lorelei Linklater y Ellar Coltrane- se sumaban a la evolución del contexto sociocultural a lo largo de más de una década, convirtiéndose en una parte esencial de la historia.

Desde la aparición de las primeras "GameBoys" a la Guerra de Irak, la candidatura de Barack Obama a la presidencia o la irrupción del iPhone, "Boyhood" avanza al ritmo de los acontecimientos de los últimos años.

Así, la línea temporal del filme "permitía que los personajes cambiaran de la manera en que todos lo hacemos: inevitable, lenta y misteriosamente", añadió el cineasta, que también levantó el Globo de Oro al mejor director. "Boyhood", que hace casi un año había entregado a Linklater el Oso de Plata en la Berlinale, cosechaba además otro Globo para Arquette como mejor actriz de reparto.

Pero su triunfo en la categoría reina no fue la única sorpresa de la noche: poco antes, el Globo de Oro a la mejor comedia o musical había ido a parar a otra de las cintas galardonadas en el certamen alemán: "El Gran Hotel Budapest", de Wes Anderson.

Su imponente nómina de intérpretes, encabezada por Ralph Fiennes y con Willem Dafoe, Jude Law, Bill Murray, Tilda Swinton o Adrien Brody entre otros, se suma al particular universo visual de Anderson ofreciendo todo un banquete al espectador. Y de nuevo frente a "Hollywood", Anderson explota en esta historia la nostalgia de la vieja Europa que emana de las novelas de Stefan Zweig, en las que el director de "Moonrise Kingdom" dijo haberse inspirado.

Las grandes favoritas se fueron en cambio con las manos vacías. La "Birdman" del mexicano Alejandro González Iñárritu, que lideraba las apuestas con siete nominaciones, sólo levantó los Globos al mejor guión y actor de comedia para su protagonista, un Michael Keaton en estado de gracia.

No obstante, el premio al mejor actor dramático -y con ello el que más opciones acumula a priori para los Oscar- fue para el británico Eddie Redmayne por su brillante interpretación del físico Stephen Hawking en "La teoría del todo".

Ente las actrices, los galardones fueron para Julianne Moore, que interpreta a una psicóloga diagnosticada con Alzheimer en "Still Alice", y Amy Adams, que encarna a la artista estadounidense Margaret Keane en "Big Eyes", dirigida por Tim Burton. ¿Ha llegado, pues, el momento definitivo del cine independiente, de las películas pequeñas y con un marcado sello de autor? Lo cierto es que no del todo, pues los grandes triunfadores en taquilla, tanto en América como en Europa, siguen siendo los superhéroes y las inagotables sagas de acción.

Puede que "Boyhood" y "Still Alice" sean películas que dan que hablar, pero filmes como "El Hobbit" o "Los Juegos del Hambre" son los que el público va a ver al cine. Con todo, en la gran maquinaria de Hollywood hay un mercado para filmes diferentes, a los que cada vez se toma más en serio. Y todos ellos, en parte también debido a sus bajos costes, suponen un logro financiero.

Tags:

  • globos de oro
  • hollywoood
  • premios
  • cine de autor
  • boyhood

Lee también

Comentarios

Newsletter