Lo más visto

Intérpretes de Arya y Gendry revelan lo incómodo que fue filmar escena de sexo en "Game of Thrones"

Maise Williams tenía apenas 11 años cuando conoció a Joe Dempsie

Enlace copiado
Arya Stark ( Maisie Williams ) y Gendry (Joe Dempsie). (Helen Sloan/ HBO)

Arya Stark ( Maisie Williams ) y Gendry (Joe Dempsie). (Helen Sloan/ HBO)

Enlace copiado

Pese a que muchos esperaban que el segundo episodio de la última temporada de "Game Of Thrones" se centrara ya en el comienzo de la batalla con los Caminantes Blancos, el guión trajo algunas inesperadas sorpresas que no contentaron del todo la ansiedad belicista de algunos fanáticos de la serie.

Uno de los capítulos más comentados del capítulo emitido este domingo tuvo que ver, justamente con el encuentro sexual que sostuvieron Arya Stark (Maisie Williams) y Gendry (Joe Dempsie). Y es que Williams tenía apenas 11 años cuando se sumó al elenco de la serie de HBO, y muchos se niegan a ver aún a su personaje como una mujer antes que una niña. 

En ese sentido, la joven -hoy de 22 años- contó cómo fue que se enteró que Arya iba a tener una escena tan íntima en el octava temporada. Fue su amiga Sophie Turner, actriz que interpreta a Sansa Stark, quien leyó primero el guión y la llamó para ponerla en tema. "Tienes que leer este episodio de inmediato", le dijo.

Según contó Williams, lejos de sorprenderse, tomó el asunto con total naturalidad y llegó a pensar que se trataba de una broma de David Benioff y Dan Weiss, los productores de "Game Of Thrones".

Sin embargo, muy pronto descubrió que, efectivamente, su personaje iba a tener una escena sexual. Y, tal como era de esperar, grabar ese encuentro íntimo no fue del todo relajado para ella. "Nadie quiere hacer que te sientas incómodo, lo que te hace sentir más incómodo, porque nadie quiere ver nada que no deban mirar, lo que a su vez te hace sentir como si estuvieras horrible", le dijo la actriz a Entertainment Weekly.

Dempsie, el actor que compone a Gendry, contó que la experiencia también fue algo rara para él. "Obviamente es un poco extraño para mí porque conozco a Maisie desde que tenía 11, 12 años", indicó el actor de 31 años.

Sin embargo, Williams comprendió que la escena era muy importante para su personaje, porque la hacía volver a tomar contacto con la humanidad luego de convertirse en una mujer capaz de asesinar a sangre fría.

"Esto es algo de lo que ella se ha mantenido alejada, una emoción con la que nunca la hemos visto involucrarse", aseguró. "Es interesante ver a Arya ser un poco más humana, hablar más normalmente acerca de las cosas que la gente tiene miedo", dijo.

Tags:

  • Juego de Tronos
  • Game of Thrones

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines