“No quiero trabajar por trabajar”

Enlace copiado
Enlace copiado
<p>El encanto angelical de Winona reapareció ayer en las pantallas de La Mostra con “The Iceman”.</p><p></p><p>fama</p><p>La actriz estadounidense Winona Ryder, quien ayer acudió a Venecia como esposa de un gánster en “The Iceman”, aseguró que vive bastante apartada de los sets por decisión propia.</p><p>“Creo que ha llegado un punto en mi vida donde solo quiero tener una buena vida”, explicó Ryder, uno de los rostros más famosos de Hollywood en los años noventa, cuando estuvo nominada al Oscar con “Little Woman”. </p><p>La película “tiene que ser bastante buena” para que acepte trabajar en ella. “No quiero trabajar por trabajar. Tengo otras cosas en la vida que me gusta hacer”, aseguró Ryder, quien hace un par de años estuvo en las pantallas de Venecia con “Black Swan”, el thriller de Darren Aronofsky con el que Natalie Portman ganó el Oscar.</p><p>En la vida, es importante ser feliz y estar contento, seguir aprendiendo y estar abierto, y “The Iceman”, continuó, fue una muy buena oportunidad de aprender mucho.</p><p>En el cuarto trabajo del israelí Ariel Vromen, Ryder interpreta a la esposa de un frío gánster (Michael Shannon) que trabaja para un mafioso (Ray Liota) y entra en una deriva de asesinatos que concluye con su arresto.</p><p>La cinta está basada en el caso real de Richard Kuklinski, un asesino despiadado al que se le imputó más de un centenar de muertes durante los sesenta y setenta y que falleció hace unos años.</p><p>Su familia, su esposa y sus dos hijas, era lo único que le importaba y la mantuvo al margen de lo que hacía. Jamás supo de su doble vida hasta su detención a mediados de los ochenta.</p><p>“Alguien que hizo lo que hizo Kuklinski tiene que ser capaz de desconectarse, porque de otro modo el dolor es tan agudo que no lo puedes soportar”, aseguró Shannon, quien encarna a un hombre poco brillante pero de una crueldad terrorífica, excepto cuando está con su familia.</p><p>Ryder, quien encarna a la esposa del asesino, señaló que todavía no ha conseguido una respuesta a la interrogante de cuán responsable es una persona a la que le va bien con dinero que está ensangrentado, pero le atrajo la ambigüedad del personaje.</p><p>No pudo ponerse en contacto con la esposa real del asesino porque tanto ella como sus hijas cambiaron sus nombres, pero sobre todo porque todo lo que tenía que investigar lo tenía de forma gráfica en sus crímenes.</p><p></p><p></p>

Tags:

  • fama
  • espectaculos

Lee también

Comentarios

Newsletter