Lo más visto

Perkins intentó detener a Weinstein

Se siente defraudada tras firmar la cláusula y dijo que esta no impidió que Weinstein siguiera abusando.
Enlace copiado
Cláusula. El acuerdo que firmó Perkins la mantuvo en silencio sobre Weinstein por casi 20 años. Sin embargo, el productor siguió acosando. Foto de LA PRENSA/Archivo

Cláusula. El acuerdo que firmó Perkins la mantuvo en silencio sobre Weinstein por casi 20 años. Sin embargo, el productor siguió acosando. Foto de LA PRENSA/Archivo

Enlace copiado

La exasistente británica de Harvey Weinstein dijo que la orden mordaza que tuvo que firmar cuando dejó la empresa del productor “era inmoral en todos los sentidos”, y no impidió que el empresario acosara y abusara de mujeres.

Zelda Perkins renunció a la empresa de Weinstein, Miramax, en 1998 junto con una colega que acusó al productor de tratar de violarla. Cada una recibió unos $177,000 como parte del acuerdo legal que firmaron, el cual incluía cláusulas de confidencialidad.

Perkins dijo a una comisión de legisladores británicos que se sintió “defraudada” por el acuerdo que también contemplaba cláusulas creadas con la intención de impedir que Weinstein acosara o abusara sexualmente de su personal.

Con el acuerdo, Weinstein se comprometía a asistir a terapia y requería que su empresa actuara si pagaba a otras personas por supuestos delitos. Perkins dijo que no tenía evidencias de que esas acciones se llevasen a cabo.

“Creí que habíamos hecho lo mejor que podíamos en términos de detener su comportamiento”, dijo Perkins a la Comisión de Igualdad y Mujeres del Parlamento Británico.

Negación
Múltiples mujeres han acusado a Weinstein por supuestos incidentes de acoso y abuso sexual cometidos a lo largo de muchos años. Él niega todas las acusaciones por sexo no consensual.

Lee también

Comentarios