Al-Qaida se atribuye ataque a hotel en Burkina Faso

La filial local de al-Qaida, conocida como AQIM, se atribuyó el atentado en el momento en que sucedía en el hotel Splendid, de 147 habitaciones en el centro de Uagadugú, según el Grupo de Inteligencia SITE.
Enlace copiado
Al-Qaida se atribuye ataque a hotel en Burkina Faso

Al-Qaida se atribuye ataque a hotel en Burkina Faso

Al-Qaida se atribuye ataque a hotel en Burkina Faso

Al-Qaida se atribuye ataque a hotel en Burkina Faso

Enlace copiado
Combatientes de al-Qaida atacaron un lujoso hotel y una cafetería populares entre ciudadanos de países occidentales en la capital de Burkina Faso la noche del viernes, tomando un número desconocido de rehenes y obligaron a otras personas a ocultarse para preservar sus vidas.

Tres horas después se escucharon disparos, luego de que soldados en vehículos blindados finalmente se acercaron al lugar en el que se habían incendiado algunos autos.

La filial local de al-Qaida, conocida como AQIM, se atribuyó el atentado en el momento en que sucedía en el hotel Splendid, de 147 habitaciones en el centro de Uagadugú, según el Grupo de Inteligencia SITE.

En un mensaje en árabe colocado en la cuenta de extremistas "Muslim Africa" en Telegram, se informaba que los atacantes "habían irrumpido en un restaurante de uno de los hoteles más grandes de la capital de Burkina Faso, en el que ahora están atrincherados mientras continúan los enfrentamientos con los enemigos de la religión".

El testigo Vital Nounagnon dijo a The Associated Press que vio a cuatro hombres irrumpir en el hotel y el vecino Cappuccino Cafe alrededor de las 7:30 de la noche. Otro testigo, que solo dio su primer nombre, Gilbert, afirmó que cuando las fuerzas de seguridad llegaron al lugar, dieron media vuelta en vez de confrontar a los atacantes.

"Pero sabemos que los atacantes no saldrán con vida del hotel", comentó. "Nuestro país no es para yihadistas o terroristas. Se equivocaron".

Un hombre que trabaja en el turno matutino en el Cappuccino Cafe, Alpha Ouedraogo, salió 90 minutos antes del ataque. Dijo que ha estado en contacto telefónico con otros empleados y que más de una docena de ellos están escondidos y a la espera de ser rescatados.

Burkina Faso, un país mayoritariamente musulmán en el oeste de África, ha estado en crisis desde que su presidente de mucho tiempo fuera expulsado en un alzamiento popular a finales de 2014. El pasado septiembre, miembros de la guardia presidencial lanzaron un golpe de Estado que sólo duró cerca de una semana. El gobierno de transición regresó al poder hasta que la elección de noviembre en Burkina Faso abrió paso a nuevos líderes.

La violencia del viernes fue similar a la del devastador ataque al hotel Radisson Blu en la vecina Mali en noviembre y en el que murieron 20 personas. En aquel caso, las tropas de Mali, respaldadas por fuerzas especiales de Estados Unidos y Francia, ingresaron para retomar control del edificio y liberar a los aterrorizados huéspedes durante una toma que duró más de siete horas.
Aunque Burkina Faso no ha sufrido la misma violencia de radicalistas islámicos que Mali, en abril pasado se registró el secuestro de un hombre originario de Rumania.

Tags:

  • ataque
  • rehenes

Lee también

Comentarios

Newsletter