Canadá quiere recibir a 1 millón de inmigrantes para cubrir necesidades de trabajo

Canadá ha revelado un programa para hacer frente al envejecimiento de su población: quiere a un millón de nuevos residentes en tres años

Enlace copiado
Canadá ha tenido un aumento de inmigración de indocumentados.

Canadá ha tenido un aumento de inmigración de indocumentados.

Enlace copiado

El gobierno federal canadiense ha desvelado un programa para permitir que las ciudades y los pueblos escojan a los migrantes que se convertirán en sus nuevos residentes, según sus necesidades laborales locales, reportó la cadena pública canadiense CBC esta semana.

El programa se ha propuesto en el contexto de un plan de inmigración que busca atraer a un millón de nuevos residentes en un lapso de tres años (2019-2021).

El plan presentado por el Partido Liberal promete crear un programa municipal para otorgar a las cámaras de comercio y trabajo municipales voz y voto en la selección de migrantes según sus necesidades locales. Para ello se crearían 5,000 espacios, según el documento de instrucción que el primer ministro, Justin Trudeau, otorgó al ministro de Inmigración, Marco Mendicino.

Mendicino dijo que este nuevo camino a la residencia permanente es otro ejemplo de la innovación canadiense en materia de inmigración.

Permitirá “aprovechar experiencias locales, conocimiento y capacidades que permitirán entender dónde escasea la mano de obra, dónde están las oportunidades económicas y cómo esa información nos puede ayudar a seleccionar a individuos que desean venir a Canadá a practicar su oficio, a hacer realidad su oportunidad”, dijo el ministro, según CBC.

Un país que envejece

Canadá, el segundo país con más territorio del mundo, tiene una población de 37 millones que está envejeciendo rápidamente. Actualmente, el 75% del crecimiento poblacional corresponde a la inmigración y se espera que llegue al 80% en 2031.

Esto es particularmente importante para los trabajadores en edad de jubilación y los que la alcanzarán en la próxima década. La proporción de trabajadores por jubilados es de cuatro a uno, pero en 2035 se proyecta que será de dos por uno.

El plan para asimilar al millón de inmigrantes contempla recibir 331,000 en 2019; 341,000 en 2020 y 350,000 en 2021. La mayoría serán trabajadores, pero también habrá reunificaciones familiares (cerca de 100,000 al año) y refugiados (alrededor de 60,000 al año).

Uno de cada cinco canadienses son inmigrantes, según el informe. Desde 1990 más de seis millones han llegado al país. El propio ministro de Inmigración, Ahmed Hussen, nació en Somalia y emigró cuando tenía 16 años.

El nuevo impulso migratorio canadiense coincide con mayores restricciones en Estados Unidos en este tema. Desde la prohibición del asilo para miles de centroamericanos, hasta el escrutinio de quienes reciben visas de trabajo, el presidente Donald Trump ha buscado restringir la inmigración tanto legal como irregular.

Esto ha despertado la preocupación de grandes empresas, que se han quejado ante la Casa Blanca, y ha provocado que muchos inmigrantes antes interesados en desarrollar sus carreras aquí estén aplicando ahora para irse a Canadá, según informa el diario The Washington Post.

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines