Lo más visto

Más de Internacionales

Ciudadanos votarán sobre demanda CIJ

La diferencia histórica con Belice podría llegar hasta los tribunales internacionales. Pero primero, los gobiernos harán una consulta ciudadana.

Enlace copiado
Ciudadanos votarán sobre demanda CIJ

Ciudadanos votarán sobre demanda CIJ

Enlace copiado

El Tribunal Supremo Electoral (TSE) anunció ayer que Guatemala hará el próximo 18 de marzo la consulta popular por el diferendo territorial, insular (relativo a islas) y marítimo que el país mantiene con Belice desde hace más de 100 años.

“¿Está usted de acuerdo que cualquier reclamo legal de Guatemala contra Belice sobre territorios continentales e insulares y cualesquiera áreas marítimas correspondientes a dichos territorios sea sometido a la Corte Internacional de Justicia para su resolución definitiva y que esta determine las fronteras de los respectivos territorios y áreas de las partes?”, es la pregunta que se formulará a los participantes.

La falta de definición de una frontera entre Guatemala y Belice ha causado varios incidentes que hasta el momento, y según las autoridades, han dejado 10 guatemaltecos asesinados por tropas beliceñas.

Podrán participar todas las personas que estén inscritas en el Registro de Ciudadanos al 17 de diciembre de este año, lo que se estima en 7.5 millones.

El Estado tiene prohibido hacer campaña y solo puede informar a la población sobre la importancia de su voto y lo que supone, e igual está prohibido que los partidos políticos reciban financiación. Además, la pregunta ya no se puede cambiar, aseguró el TSE.

“Deberá realizarse en un ambiente de libertad y plena vigencia de los derechos constitucionales”, abunda el texto, en el que se detalla además que regirá el “sistema de mayoría relativa para efecto del resultado”, que no se podrá hacer propaganda 36 horas antes del día señalado y que está prohibida la venta de alcohol desde el sábado.

En octubre de 2016, el Organismo Legislativo guatemalteco desatascó el proceso para el referéndum sobre la disputa territorial centenaria con Belice al aprobar que la consulta no tenga que celebrarse simultáneamente en ambas naciones, algo que refrendó el otro país más tarde.

Este era uno de los puntos incluidos en el acuerdo especial firmado en 2008 por el cual ambos países se comprometían a celebrar un referéndum que legitimara la decisión de someter el diferendo a la jurisdicción de la Corte Internacional de Justicia (CIJ).

Lee también

Comentarios