Clinton y Trump comparten victorias y decepciones en las primarias

Sanders, senador por Vermont, tuvo una mucho mejor noche en otras regiones: se impuso con el 79 por ciento en Utah y con el 78 por ciento en Idaho.
Enlace copiado
Enlace copiado
Con la victoria del martes en las primarias y caucus celebradas en el estado de Arizona, Hillary Clinton y Donald Trump marchan a buen ritmo para convertirse en candidatos de sus partidos en las elecciones presidenciales de noviembre, a pesar de las derrotas sufridas en otros estados.

En Arizona, con más del 90 por ciento de los votos contados, Trump obtuvo un 47 por ciento y se posicionó muy por encima del 25 por ciento de su principal rival interno, el senador Ted Cruz. John Kasich logró en ese estado un 10 por ciento.

La postura del magnate contra la inmigración ilegal parece haberle valido buenos respaldos en Arizona, donde cosechó los 58 delegados.

Allí Clinton, por su parte, obtuvo un 58 por ciento en relación al 40 por ciento de su competidor demócrata Bernie Sanders, según cifras dadas a conocer tras el recuento de tres cuatros de los votos. Por el momento, los 75 delegados del estado serán repartidos proporcionalmente entre ambos precandidatos.

Sin embargo, Sanders, senador por Vermont, tuvo una mucho mejor noche en otras regiones: se impuso con el 79 por ciento en Utah y con el 78 por ciento en Idaho.

En esos estados, tampoco fue el multimillonario Trump el que lideró en las urnas republicanas. Cruz se puso a la cabeza de Utah con un 69 por ciento de los votos que le otorgarán los 40 delegados locales. Kasich se hizo ahí de un 17 y Trump de un 14 por ciento respectivamente.

El estilo desenvuelto de Trump, sus múltiples matrimonios y su vida llena de lujos no le auguraban demasiados apoyos en un estado de marcado por el carácter religioso como Utah. Y ha sido precisamente esta derrota la que ha impedido a Trump desmarcarse de forma decisiva de su contrincante Ted Cruz.

El magnate posee actualmente un total de 740 delegados. Para ser elegido en primera ronda como candidato en la convención republicana que se celebrará en Cleveland en julio necesita un total de 1.237.

Ello supone que el controvertido candidato necesita conseguir aún más de la mitad de los delegados en juego en el resto de elecciones primarias.

Una parte de la dirección del partido republicano continúa intentando que la nominación final de Trump no llegue a buen puerto y quiere evitar a toda costa que el populista nacido en Nueva York alcance los 1.237 delegados. La posibilidad de una disputa reñida durante la convención no es menos probable después de la jornada del martes.

Hillary Clinton se dirigió por la noche (hora local) en Seattle a sus votantes. "Estados Unidos no sucumbirá al pánico", afirmó en referencia a los atentados de Bruselas. "No construiremos muros y tampoco daremos la espalda a nuestros amigos", remarcó en referencia a las recientes declaraciones de Trump.

El empresario ya afirmó que EUA debía estudiar la posibilidad de reducir su compromiso con la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), y solicitó una flexibilización de las normas para facilitar métodos que lindan con la tortura en los interrogatorios.

Clinton fue muy crítica con estas propuestas. "Este es el momento en el que Estados Unidos tiene que demostrar su capacidad de liderazgo, no el de retirada".

Tags:

  • hillary clinton
  • donald trump
  • primarias 2016
  • elecciones eua 2016

Lee también

Comentarios

Newsletter