Cobra fuerza rumor de salida de Velásquez

La fiscal amenazó con renunciar a su cargo si el Gobierno se deshace del titular de la CICIG.
Enlace copiado
Cobra fuerza rumor de salida de Velásquez

Cobra fuerza rumor de salida de Velásquez

Expectativa.  Jimmy Morales irá este viernes a la sede de la ONU. Es entonces cuando se espera que pida separar del cargo a Iván Velásquez, pero no hay nada seguro.

Expectativa. Jimmy Morales irá este viernes a la sede de la ONU. Es entonces cuando se espera que pida separar del cargo a Iván Velásquez, pero no hay nada seguro.

Enlace copiado
La opción de que el presidente de Guatemala, Jimmy Morales, pida a la ONU la destitución del titular de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), Iván Velásquez, cobra fuerza y supone un desafío a la lucha contra la corrupción, resquebrajando la unidad nacional.

La ambigüedad y la opacidad con la que el Gobierno de Guatemala está acostumbrado a tratar asuntos de Estado lo ha puesto en el ojo del huracán.

Mientras se especula, cada vez con más fuerza, que el mandatario pedirá mañana que se vaya el abogado colombiano, el país alza la voz en su favor al grito de: “Iván se queda”.

El martes por la noche, de forma intempestiva y sorpresiva, la fiscal general, Thelma Aldana, confirmaba unos rumores que habían ido en aumento. El mandatario viajaría el viernes a Nueva York para reunirse con el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, y pedirle la destitución de Velásquez.

La titular del Ministerio Público (MP), cuyo mandato vence en mayo del próximo año, amenazaba con presentar su dimisión si esto se producía y el Gobierno, esquivando a la prensa y sin precisión alguna, confirmaba la reunión, pero no respondía al supuesto cese, aunque advertía que no iba a aceptar ningún tipo de chantaje ni intromisión y que las instituciones están por encima de las personas.

Con el argumento de que los casos del “crimen organizado y de las estructuras criminales y terroristas” han ido en aumento, el vocero de la Presidencia, Heinz Heimann, insinuaba que el mandato de la CICIG debería ampliarse para acabar con las redes que buscan apropiarse de las instituciones, haciendo referencia a las maras.

Sin embargo, el mandato del ente, creado por la ONU en 2007, señaló que su fin es investigar la existencia de cuerpos ilegales de seguridad y aparatos clandestinos de seguridad que cometen delitos que afectan a los derechos humanos fundamentales de los ciudadanos, así como colaborar con el Estado en la persecución penal. La ONU, breve pero concisa, también salió al paso y mostró su respaldo a Velásquez y que lo apoyarán al frente del timón.
 

Lee también

Comentarios

Newsletter