Lo más visto

Día histórico para los consumidores de marihuana en Uruguay

Lo concreto es que Uruguay deja atrás 92 años de prohibiciones, ya que hasta 1925 se podía comprar marihuana, esencias y aceite de cannabis en las farmacias y después llegó la prohibición por convenciones internacionales.
Enlace copiado
Día histórico para los consumidores de marihuana en Uruguay

Día histórico para los consumidores de marihuana en Uruguay

Un uruguayo huele un cogollo de marihuana. en una farmacia de Montevideo. Uruguay comenzó hoy a vender marihuana para uso recreativo en farmacias en virtud a la pionera ley de 2013, un hecho único en el mundo que convierte al país en el primero que aplica un control estatal de la producción y compraventa de esta droga. EFE/Federico Anfitti

Un uruguayo huele un cogollo de marihuana. en una farmacia de Montevideo. Uruguay comenzó hoy a vender marihuana para uso recreativo en farmacias en virtud a la pionera ley de 2013, un hecho único en el mundo que convierte al país en el primero que aplica un control estatal de la producción y compraventa de esta droga. EFE/Federico Anfitti

Enlace copiado
Los consumidores de marihuana en Uruguay consideran que hoy es un día histórico porque se inició la venta legal de la hierba para uso recreativo, en una red de farmacias de 11 de los diecinueve departamentos del país.

Sin inconvenientes, con poca presencia de compradores en los locales y ante la indiferencia de la mayoría de la gente, se puso en marcha la tercera etapa de un proceso que ya permite el funcionamiento de clubes cannábicos y la actividad de los autocultivadores.

Algunos activistas y usuarios, principalmente en Montevideo, la capital, fueron juntos con una de las cuatro farmacias de Montevideo a celebrar el acontecimiento, comentó a dpa Florencia Lemos, de la organización Pro Derechos, un colectivo "no jerárquico" que trabaja en varios temas sociales.

No están previstas marchas y concentraciones masivas como ocurrió hace unos años cuando la gente salió a las calles a presionar al Gobierno para la aprobación de la ley de regulación del mercado, hecho que ocurrió en diciembre de 2013.

Florencia Lemos, que además es socia de uno de los 63 clubes cannábicos de Montevideo, dijo a dpa que "es un día histórico" y que muchos consumidores se sienten ahora un poco más libres y amparados por la ley. Pero "habrá que ver qué ocurre con el paso de los días y cómo reacciona la gente a esta experiencia", agregó.

Ya no hay encendidas polémicas públicas como antes de aprobarse la ley, pero sondeos de opinión indican que todavía cerca del 70 por ciento de la población no está de acuerdo con liberar el consumo, aunque sea regulado.

Entre los críticos se encuentra el diputado Gerardo Amarilla, del opositor Partido Nacional (PN), y además pastor evangelista, quien presentó un proyecto de ley al Congreso para eliminar de la ley lo referente a la distribución por farmacias.

"Esta nueva vía va a confirmar un mensaje contradictorio, dando la idea que es algo bueno para la salud, contrariamente a lo que es la marihuana", dijo hoy a dpa el legislador.

Según Amarilla, los costos de producción y de toda la cadena comercial de la marihuana no demuestra ventajas comparativas con el mercado negro. "No veo dónde se competirá si los costos son más o menos los mismos", agregó.

El uso medicinal de la marihuana prácticamente no tiene críticos y gran parte de la población está de acuerdo. Pero la habilitación de este renglón en un tema pendiente, pese a que está contemplado en la ley.

Las organizaciones de usuarios y activistas van ahora por este renglón, atendiendo a la demanda de muchos pacientes que necesitan el producto para resolver sus problemas de salud y, sin embargo, el Estado está remiso y no se consigue avanzar.

Algunas personas importan el producto pero "de una manera no controlada y muy cara, lo que profundiza la desigualdad social porque el cannabis queda al alcance de quien tiene recursos". "Los demás deben recurrir a un mercado 'gris' sin poder comprobar la calidad del producto", advirtió Florencia Lemos.

Lo concreto es que Uruguay deja atrás 92 años de prohibiciones, ya que hasta 1925 se podía comprar marihuana, esencias y aceite de cannabis en las farmacias y después llegó la prohibición por convenciones internacionales.

El tiempo demostrará si la etapa que emprende hoy la nación sudamericana permite reducir la influencia del narcotráfico, que, según datos oficiales, pierde siete millones de dólares anuales.

Ese dinero "evita que se alimente la corrupción y reduce el impacto en la salud, la política y hasta la cultura de los uruguayos", resumió Julio Calzada, ex presidente de la Junta Nacional de Drogas (JND) y uno de los impulsores de la ley.



 

Tags:

  • Uruguay
  • marihuana

Lee también

Comentarios