Lo más visto

EUA embestirá a MS-13 "de todos los ángulos" con Fuerza Conjunta

Los oficiales tienen órdenes de buscar la causa más ínfima para procesar a los pandilleros de la MS-13. Podrían hacerlos caer incluso por no pagar impuestos.

Enlace copiado

El secretario de Justicia de EE.UU., Jeff Sessions, anunció la designación de cinco grupos criminales como principal amenaza. - 00:01:07

Enlace copiado

El gobierno del presidente Donald Trump le apuesta a golpear a la Mara Salvatrucha (MS-13) de "todos los ángulos" para expulsarla de sus calles de una vez por todas. Es por eso que el fiscal general, Jeff Sessions, anunció ayer que reforzaría el trabajo existente con la creación de una Fuerza Conjunta, un grupo especializado en diversas ramas del Estado que tiene como único objetivo hacer caer a los pandilleros al costo que sea.

Sessions dijo ayer que sus oficiales tienen órdenes de valerse, incluso, de estrategias como las usadas para derribar a la mafia, con las leyes fiscales.

"Hoy anuncio que creamos un grupo de trabajo contra el crimen transnacional (conformado por) fiscales experimentados que coordinarán los esfuerzos y desarrollarán un plan para sacar a cada uno de estos grupos de nuestras calles para bien (del país)", dijo ayer Sessions en Washington D. C, de acuerdo con las declaraciones que publicó el Departamento de Justicia en su sitio oficial.

Además, el fiscal declaró a la MS-13 y a otros cuatro grupos –como los carteles mexicanos Clan del Golfo, Jalisco Nueva Generación y el cartel de Sinaloa, además de Hezbolá– como las "mayores amenazas" para Estados Unidos.

El fiscal dijo que con 10,000 miembros, la MS es, sin duda, la más violenta en el país. El presidente Donald Trump ha llegado a llamar a los pandilleros "animales" y la Casa Blanca respaldó sus palabras.

"Tiene sus bases en El Salvador"

"La gente de esta ciudad (Washington D. C.) recuerda los brutales asesinatos de Christian Sosa Rivas y Damaris Reyes Rivas, de 15 años, del condado de Fairfax. Sosa Rivas tenía solo 21 años cuando su cuerpo mutilado fue encontrado a lo largo del Potomac", citó el fiscal ante su equipo y algunos periodistas, dijo el Departamento de Justicia.

Sessions también recordó ayer el caso de la joven Damaris Rivas, que fue apuñalada 13 veces con cuchillos y con una estaca de madera en Springfield.

"También se nos dice que todo fue capturado en video para mostrar a los líderes de pandillas que habían dado la orden en El Salvador", dijo, no sin antes vociferar que la banda "tiene sus bases" en este país.

De igual forma, Sessions mencionó el "brutal asesinato" de Nelson Omar Rujillo, al que ocho pandilleros apuñalaron con machetes y cuchillos en el área de Washington.

Además de los citados, el secretario de Justicia repasó al menos otros tres casos más antes de decir que "podría seguir y seguir" hablando de los asesinatos de la MS-13, que "no tienen en cuenta la dignidad humana".

Una amenaza para EUA

Sessions designó en octubre de 2017 a la pandilla como una prioridad para la Fuerza Conjunta contra la Delincuencia Organizada para el Control de Drogas (OCDETF), que une a autoridades federales de la DEA, FBI, ICE, la Agencia de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos; Investigaciones del Departamento de Seguridad Nacional, el Servicio de Impuestos, el Departamento de Trabajo, Servicio Postal, el Servicio Secreto, Servicio de Alguaciles y la Guardia Costera.

Toda una gama diversa de autoridades federales que busca hacer caer a los pandilleros al costo que sea y que evalúa condenas desde "todos los ángulos".

Incluso, dijo Sessions, tienen órdenes de buscar en los historiales de los pandilleros las faltas más ocultas y, si no pueden condenarlos por asesinatos, lo harán incluso por declaración de impuestos.

"Es por eso que les he ordenado que procesen a los miembros de la MS-13 por cualquier violación de la ley que podamos probar: no solo nuestras leyes de drogas, sino todo, desde (actos criminales ilegales) hasta nuestras leyes de impuestos y nuestras leyes de armas de fuego", ordenó el secretario de Justicia.

"Al igual que sacamos a Al Capone de las calles con nuestras leyes fiscales, le he dicho a OCDETF que use las leyes que tenemos para sacar a la MS-13 de nuestras calles", sentenció el fiscal general.

La pandilla ha sido nombrada, al lado de grupos del narcotráfico, como "grupos transnacionales criminales que conforman las mayores amenazas" para Estados Unidos, de acuerdo con lo que ordenó el fiscal general ayer.

Subcomités por cada grupo criminal

"Basado en el consejo que he recibido de estos profesionales con experiencia, hoy (ayer) designo a los siguientes grupos delictivos como nuestras principales amenazas transnacionales de delincuencia organizada: la Mara Salvatrucha (MS-13), el Cartel Jalisco Nueva Generación, el cartel de Sinaloa, el Clan del Golfo y el grupo libanés Hezbolá".

Y el encargado de rastrearlos y derribarlos será el fiscal adjunto del Departamento de Justicia, Rod Rosenstein, quien también tiene bajo su supervisión la investigación de la llamada "trama rusa" que indaga si Rusia jugó con las elecciones estadounidenses de 2017, en las que ganó Donald Trump.

Cada grupo criminal designado tendrá un subcomité con un responsable directo, bajo el mando de Rosenstein.

En el caso de la MS-13, el subcomité estará dirigido por John Durham, abogado asistente de la oficina fiscal de Estados Unidos, para el distrito Este de Nueva York.

Durham ha estado involucrado en las investigaciones que han llevado a la captura de cientos de pandilleros en Long Island.

El experto tiene tres meses para informarle a Sessions cómo sacar a la MS-13 de las calles de una vez por todas.

Tags:

Lee también

Comentarios