Lo más visto

El terror vuelve a paralizar a Europa: 10 muertos causa tiroteo en Alemania

No se han identificado a los autores del ataque a un centro comercial en Múnich, pero las autoridades no descartan ni islamismo radical ni a extrema derecha en el tercer ataque masivo que golpea a Europa en una semana.
Enlace copiado
Fuerte operativo.  Agentes de la policía alemana escoltan a civiles para que puedan salir a salvo de las instalaciones del centro comercial, en el que ayer tres  presuntos tiradores mataron a unas nueve personas con unos rifles. Múnich se encuentra en estado de emergencia, mientras se busca a los atacantes.

Fuerte operativo. Agentes de la policía alemana escoltan a civiles para que puedan salir a salvo de las instalaciones del centro comercial, en el que ayer tres presuntos tiradores mataron a unas nueve personas con unos rifles. Múnich se encuentra en estado de emergencia, mientras se busca a los atacantes.

Operativos.  El centro de Múnich se convirtió en una zona de guerra con oficiales fuertemente armados en las calles, mientras se buscaba a los agresores.

Operativos. El centro de Múnich se convirtió en una zona de guerra con oficiales fuertemente armados en las calles, mientras se buscaba a los agresores.

Bajo alarma. La Policía exhortó a los habitantes de Múnich a permanecer bajo techo mientras se efectuaba una fuerte operación policial.

Bajo alarma. La Policía exhortó a los habitantes de Múnich a permanecer bajo techo mientras se efectuaba una fuerte operación policial.

El terror vuelve a paralizar a Europa: 10 muertos causa tiroteo en Alemania

El terror vuelve a paralizar a Europa: 10 muertos causa tiroteo en Alemania

Varios muertos tras tiroteo en un centro comercial alemán

Enlace copiado
Al menos 10 personas murieron en un tiroteo ayer en un centro comercial de Múnich, al sur de Alemania, entre ellos un atacante que pudo haberse suicidado, según la policía, que aludió a un acto “terrorista” y movilizaba a todas sus fuerzas para encontrar a “hasta tres” presuntos atacantes.

El balance inicial de la policía era de seis muertos y 21 heridos de gravedad y los hechos permanecieron difusos por horas, ya que el ataque tomó por sorpresa a la ciudad europea. Hace solo unos días un hombre había atacado a varias personas con un hacha dentro de un tren en Alemania. Mató a cinco e hirió de gravedad a otras.

La semana pasada, Niza fue la capital del terror cuando un hombre utilizó un camión para arrollar a cientos en el día festivo de la Toma de la Bastilla. Un total de 84 personas murieron y muchos otros permanecen hospitalizados. También la semana pasada, un intento de golpe de Estado en Turquía dejó más de 200 muertos y cientos más de heridos.

La ciudad bávara permanecía ayer desierta y en estado de alerta, con el conjunto de los “medios disponibles” movilizados, según la policía de Múnich, mientras el cielo se cubría de helicópteros y la gente corría despavorida por las calles. Algunos grabando.

“Hasta tres autores” del tiroteo estaban siendo buscados, indicó un representante de la policía a la prensa. Según informaciones recogidas por la AFP, varios testigos dijeron que los atacantes eran hombres con rasgos “árabes”. No se descarta la xenofobia ni el islamismo radical.

La estación central de trenes de Múnich fue evacuada por la noche y los servicios de metro, autobús y tranvía suspendidos “por orden policial”, indicaron en dos comunicados separados el servicio de ferrocarriles alemán Deutsche Bahn y el de los transportes de Múnich.

El tiroteo había comenzado poco antes de las 4 de la tarde (en hora local) en un restaurante de comida rápida, indicó a la AFP una fuente policial.

Según el rotativo Bild, un hombre corrió por el centro comercial, donde disparó a varias personas, antes de huir en dirección a una estación de metro. La policía de la capital bávara dijo a la AFP que podría tratarse de un posible acto de “terrorismo”, mientras que otro portavoz de las fuerzas del orden en el lugar de los hechos y citado por la agencia dpa advirtió de “una situación terrorista”.

Condena internacional

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, prometió a las autoridades alemanas “todo el apoyo que necesiten”, mientras que el jefe de Estado francés, François Hollande, dirigió un “mensaje personal de apoyo” a la canciller alemana Angela Merkel, mientras que la presidenta alemana se declaró “horrorizada” por el ataque.

Solo los penetrantes sonidos de las sirenas rompían el silencio en plena noche estival en las calles súbitamente desiertas de Múnich, en estado de alerta.

La policía de Múnich pidió a los habitantes de la tercera ciudad de Alemania, con millón y medio de habitantes, que no salieran de casa porque estaban fugados al menos tres tiradores.

Alarma

Las calles se vaciaron en un abrir y cerrar de ojos mientras los transportes urbanos se interrumpían en esta ciudad normalmente muy animada, en la que tienen su sede muchos estandartes de la economía alemana. No circulaba ningún metro ni tren regional y varios helicópteros sobrevolaban sobre todo el norte de la ciudad, donde se encuentra el centro comercial atacado, a poca distancia del estadio Olímpico donde se celebraron los Juegos Olímpicos de 1972.

En un barrio próximo al lugar del tiroteo, unos niños con sus familias celebraban la fiesta del verano en su escuela cuando todo se interrumpió bruscamente y cada cual volvió a casa de forma rápida caminando o en coche, constató la AFP.

Varios bares y cafés echaron la persiana mientras que la televisión alemana difundía imágenes de calles desiertas.

Un helicóptero policial sobrevoló también una zona de viviendas a muy baja altitud, según un corresponsal de la AFP.

En las inmediaciones del centro comercial, que cuenta unas 135 tiendas en dos plantas, estaban aparcados numerosos vehículos de socorro y bomberos. El ataque sucedió cuando el centro se encontraba lleno de familias y muchos niños.

Lee también

Comentarios