Lo más visto

Más de Internacionales

“Ella me dijo que el demonio la perturbaba, pero en esa iglesia le hacían brujería”

El esposo de la nicaragüense quemada y asesinada por miembros de una iglesia en un ritual de exorcismo, expresó que su esposa presentó “síntomas raros” después de comenzar a asistir a esa congregación, la cual, de manera oficial, se ha desligado del hecho. Hasta el momento, la Organización Eclesiástica en Nicaragua niega la existencia de dicha iglesia.
Enlace copiado
“Ella me dijo que el demonio la perturbaba, pero en esa iglesia le hacían brujería”

“Ella me dijo que el demonio la perturbaba, pero en esa iglesia le hacían brujería”

“Ella me dijo que el demonio la perturbaba, pero en esa iglesia le hacían brujería”

“Ella me dijo que el demonio la perturbaba, pero en esa iglesia le hacían brujería”

“Ella me dijo que el demonio la perturbaba, pero en esa iglesia le hacían brujería”

“Ella me dijo que el demonio la perturbaba, pero en esa iglesia le hacían brujería”

Enlace copiado
Reynaldo Peralta, de 37 años, rompió el silencio sobre la muerte de su esposa, Vilma Trujillo, quien fuera quemada viva por miembros de una congregación evangélica en Managua, capital de Nicaragua, hace varias semanas. La joven luchó durante varios días por su vida, pero las quemaduras graves en más del 80% de su cuerpo terminaron por acabar con su vida el pasado 28 de febrero de este año.

Sin embargo, la Policía Nacional de Nicaragua ha iniciado investigaciones al respecto, teniendo bajo arresto a a Gregorio Rocha y Esneyda del Socorro, acusados de ser los principales impulsadores de la tortura que se le infringió a Trujillo, y colocando a Rocha como el pastor y líder espiritual de la Iglesia Visión Celestial de las Asambleas de Dios.

Pero, tras iniciarse las investigaciones, Peralta declaró a varios medios internacionales, que su esposa “si estaba siendo atacada por un demonio”, pero que eso sucedió “cuando empezó a ir a esa iglesia”. “Yo le decía que esa gente le daba algo para que se peleara conmigo porque ese tal pastor quería tener algo con ella”, enfatizó.

Lea también: Queman a mujer para “sanar su alma” por una “revelación divina” 

"Fuimos pensando que íbamos hacia la salvación y terminamos en una desgracia. Por temor de que dicen que la gente me quiere hacer algo, que no me acerque porque puede haber gente esperándome en el monte. No quiero que desbaraten mi vida como desbarataron la de mi compañera", aseguró Peralta, quien llevaba cuatro años como pareja de Trujillo y es el padre de la menor de sus hijas, de 2 años. Ella tenía otro de 5.

En su relató, Peralta detalla que su esposa se sentía “perturbada”, pero que, contrario a lo que esperaban, esas perturbaciones fueron en aumento al llegar a esa iglesia. "Ella me dijo que un demonio la estaba perturbando y yo le dije que eso que le están dando no es un remedio, es para que me odie usted a mí. Yo creo que a ella le hicieron algo, que en esa iglesia le hicieron brujería”, agregó el doliente compañero de vida de la fallecida.

Sobre el supuesto pastor, Juan Gregorio Rocha, Peralta dijo que "le diría muchas cosas a la cara de él por lo que sucedió, pero le pido a Dios que no me enfrente con ese hombre porque me siento muy enojado". "Seguramente tenía algún interés en ella, por eso le decía que me fuera", comentó.

Una iglesia no reconocida
Hasta el momento, varios medios nicaragüenses reportaron que la junta directiva de las Asambleas de Dios en ese país desconoce totalmente a Rocha como pastor y la existencia de la congregación en cuestión. El presidente de las Asambleas de Dios en Nicaragua, Rafael Arista, deslindó a su organización del hecho. "No tenemos iglesia organizada en ese lugar, lo que hay es una obra incipiente integrada por laicos", dijo al calificar el ritual de "obra satánica. Quemar a una persona en nombre de la fe eso no es bíblico, es una barbaridad. Rechazamos ese acto y serán las autoridades competentes quienes deberán aplicar la justicia en ese acto inhumano que como Asambleas de Dios rechazamos", expresó.

Rocha, uno de los cinco detenidos por la muerte de Trujillo, señaló a las autoridades que se trataba de un ritual de "sanación" y que "Dios dijo que iba a sacar ese espíritu malo de ella y que hiciéramos un fueguito, porque iba a ser expulsado el demonio".

La diaconisa de la iglesia, Esneyda del Socorro Orozco, también detenida, dijo que "por revelación divina, debía hacerse fogata en el patio del templo para sanar a la víctima a través del fuego". "Cuando se realizó la fogata, fue lanzada al fuego Vilma Trujillo amarrada de pies y manos", de acuerdo a la Policía Nacional.

Para Peralta, el momento en que su esposa fue quemada viva todavía sigue presente en su mente. "A la niña de 15 años la encerraron en la iglesia y no la dejaron salir. Ella escuchó los gritos de cuando la estaban quemando pero no la dejaron salir a ayudarla. Yo ese día no quise ir a esa iglesia. Yo sabía que algo raro pasaba. Nosotros éramos católicos y por mejorar nos hicimos evangélicos. Pero donde tuve mis sospechas de ese tal pastor mejor decidí no ir. Me arrepiento de no haber estado en ese momento para salvarla”, confesó.

Hasta el momento, las Asambleas de Dios, una organización religioso reconocida en el mundo, ha expresado que no se debe confiar en una iglesia solo por llevar el nombre. “Algunas iglesias toman nombres de otras más conocidas para que les de cierta ‘legalidad’ espiritual. Sin embargo, enseñan y dejan que sucedan cosas como estas. Queremos controlar eso. Este caso nos ha impactado”, agregó Arista, al respecto de la supuesta iglesia. 
 

Tags:

  • nicaragua
  • exorcismo
  • mujer quemada

Lee también

Comentarios