“Habrá un impacto en la reputación de El Salvador, si esta situación continúa”

Enlace copiado
Enlace copiado
<p>nacion</p><p>Gran Bretaña cerró su representación diplomática en El Salvador en 2003, decisión que se adoptó supuestamente por la crítica situación económica que enfrentaba la isla en aquel momento.</p><p>Tuvo que pasar casi una década y la realización de elecciones para que llegara un replanteamiento de la política exterior de ese país y se apostara nuevamente en las relaciones con Latinoamérica. En Centroamérica, además de Guatemala, El Salvador se convirtió entonces en el punto de atracción.</p><p>En ese contexto, el 4 de julio pasado Linda Cross, embajadora del Reino Unido en el país, hizo entrega formal de sus cartas credenciales al presidente de la República, Mauricio Funes.</p><p>Ayer la diplomática recordó, en la Entrevista en Línea de LA PRENSA GRÁFICA, que en 2003 Gran Bretaña cerró cuatro representaciones y que desde esa fecha hasta hoy la única embajada que ha reabierto es la de El Salvador.</p><p> “Es la decisión correcta, de fortalecer las relaciones con América Latina”, reiteró. Y aseguró: “Necesitamos socios fuertes para crecer en Gran Bretaña y que a la vez la región también se beneficie”.</p><p>La reflexión de la embajadora no es casual si se observa a partir del desequilibrio de la balanza comercial entre ambas naciones.</p><p>En 2011 las exportaciones desde El Salvador hacia Gran Bretaña llegaron a los $15 millones, pero se duplicó desde este país a la nación centroamericana al registrar importaciones por $30 millones.</p><p>La embajadora Cross indicó que en la Oficina de Asuntos Exteriores en Londres tienen algunas prioridades como la “seguridad y prosperidad”, dos conceptos que serían compartidos con el Gobierno de El Salvador.</p><p> “Si no hay seguridad, es difícil tener crecimiento y prosperidad”, advirtió la funcionaria al anunciar que en los próximos días llegará al país un grupo de expertos en situaciones de posconflicto para “crear una estrategia con la región”.</p><p>En ese sentido recordó que el año pasado, a pesar de no tener una representación oficial, Gran Bretaña potenció un programa para la Policía Nacional Civil en la ciudad de Cojutepeque.</p><p>La seguridad “es un factor que las empresas ven cuando están pensando dónde poner un negocio, dónde invertir. A ellos (los inversionistas) no les gusta la incertidumbre porque hay más riesgo”, reflexionó.</p><p>Cross destacó, sin embargo, el acuerdo entre pandillas para frenar la ola de crímenes en el país.</p><p>Trajo a cuenta la sensible disminución de homicidios expresada en el informe que rindió monseñor Fabio Colindres cuando hizo referencia a 800 asesinatos menos en 100 días de tregua, lo cual si continúa, sostuvo Cross, indicará que “ha habido un resultado positivo”.</p><h2>Incertidumbre jurídica</h2><p>La encargada de la representación diplomática evitó entrar a juzgar si la crisis derivada de las sentencias de la Sala de lo Constitucional provocará tal incertidumbre que genere consecuencias en la inversión extranjera o existan sanciones en el marco del Acuerdo de Asociación firmado recientemente entre la Unión Europea y Centroamérica.</p><p>No obstante, advirtió que habrá un impacto en la reputación de El Salvador si esta situación continúa.</p><p> “Lo mejor para El Salvador es que se llegue a una solución del conflicto lo más pronto posible para evitar un impacto grande”, sostuvo tras reconocer como positivo el inicio de un diálogo.</p><p>Insistió en señalar que la mejor salida está centrada en el diálogo y el arribo a un acuerdo entre las partes porque “ellos van a tener que vivir con la resolución”.</p><div class="blogBox"></div>

Tags:

  • internacionales
  • centro-america

Lee también

Comentarios

Newsletter