Instalarán lanzamisiles defensivos

Seúl y EUA buscan guardarse de la creciente amenaza de Pyongyang.
Enlace copiado
Defensa.  Militares instalan uno de los cuatro lanzamisiles antibalísticos THAAD en un campo de golf en Seong, Corea del Sur, luego de que sus vecinos del norte probaron con éxito una bomba de hidrógeno que puede ser cargada en un misil balístico.

Defensa. Militares instalan uno de los cuatro lanzamisiles antibalísticos THAAD en un campo de golf en Seong, Corea del Sur, luego de que sus vecinos del norte probaron con éxito una bomba de hidrógeno que puede ser cargada en un misil balístico.

Instalarán lanzamisiles defensivos

Instalarán lanzamisiles defensivos

Enlace copiado
Corea del Sur autorizará la instalación de cuatro lanzamisiles antibalísticos THAAD en una base militar estadounidense en el país, luego de que Corea del Norte realizó días atrás el ensayo nuclear más potente hasta el momento.

El despliegue del sistema antimisiles llega, además, en medio de un creciente aumento de la tensión verbal entre el líder norcoreano, Kim Jong-un, y el presidente estadounidense, Donald Trump.

Según informó ayer el Ministerio de Defensa surcoreano, citado por la agencia Yonhap, los lanzamisiles se colocarán hoy en una nueva base de Sengju, unos 300 kilómetros al sur de Seúl.

THAAD es el acrónimo de Terminal High Altitude Area Defense, un sistema de defensa contra misiles balísticos diseñado por Estados Unidos.

Corea del Norte asegura haber probado con éxito el domingo una bomba de hidrógeno que puede ser cargada en un misil balístico intercontinental (ICBM).

Se trata de la sexta prueba nuclear del país desde 2006 y se cree que fue ocho veces más potente que la bomba atómica que detonó sobre la ciudad japonesa de Hiroshima en agosto de 1945.

Kim lanza advertencia

En tanto, Corea del Norte amenazó ayer con responder con una “contraofensiva” de “consecuencias catastróficas” si se aprueban nuevas sanciones en su contra.

“Responderemos a las crueles sanciones y a la presión de Estados Unidos con nuestra propia forma de contraofensiva y Estados Unidos será totalmente responsable de todas las consecuencias catastróficas que seguirán”, advirtió un portavoz del Ministerio de Exteriores norcoreano citado por medios estatales.

Según el portavoz, Estados Unidos se volvió más “temerario” bajo la presidencia de Trump, y dejó a Corea del Norte “sin otra opción que redoblar” sus esfuerzos para “reforzar la fuerza nuclear estatal”.
 

Lee también

Comentarios

Newsletter