Lo más visto

La Tierra se enfrió en 2018, pero no merma el calentamiento global

Aunque 2018 es un poco más frío que los años inmediatamente anteriores, su temperatura sigue siendo consistente con la tendencia de calentamiento a largo plazo.

Enlace copiado
Personas cerca de una central eléctrica de carbón en China. Foto LPG / Archivo

Personas cerca de una central eléctrica de carbón en China. Foto LPG / Archivo

Enlace copiado

2018 fue probablemente el cuarto año más cálido en la Tierra desde 1850. La temperatura media global fue más fría que en 2015, 2016 y 2017, pero más cálida que cualquier año observado antes de 2015.

Esa es la principal conclusión del análisis de Berkeley Earth, una organización de investigación sin fines de lucro con sede en California, que sigue los cambios de la temperatura media global desde 2013.

Por lo tanto, 2016 sigue siendo el año más cálido en el período de observaciones históricas.

Es probable que el ligero descenso en 2018 refleje la variabilidad natural a corto plazo, pero el patrón general sigue siendo consistente con una tendencia a largo plazo hacia el calentamiento global, según un comunicado de esta entidad.

En su estimación, las temperaturas en 2018 estaban alrededor de 1.16 ° C por encima de la temperatura promedio de finales del siglo XIX, desde 1850-1900, un período que a menudo se usa como una línea de base preindustrial para los objetivos globales de temperatura.

En el análisis que realiza Berkeley Earth, la incertidumbre sobre la temperatura media de los últimos años es de aproximadamente 0.05 ° C.

Debido a que 2018 fue más frío que 2015 por solo 0.04 ° C, el ranking del tercer año más cálido en comparación con el cuarto más cálido puede razonablemente considerarse ambiguo.

Aunque 2018 solo ocupa el cuarto lugar en la clasificación general, desde 2015 hasta 2018 aún se destaca como un período de calidez significativa muy por encima de todos los años anteriores desde 1850.

Esto refleja la tendencia a largo plazo hacia el calentamiento global. Aunque 2018 es un poco más frío que los años inmediatamente anteriores, su temperatura sigue siendo consistente con la tendencia de calentamiento a largo plazo.

Además del calentamiento a largo plazo, los años individuales también se ven afectados por las variaciones interanuales en el clima. Tanto el 2015 como el 2016 se vieron sometidos a más calor por un evento extremo de El Niño que alcanzó su punto máximo en noviembre / diciembre de 2015 y fue reportado por la NOAA como esencialmente vinculado al más fuerte El Niño jamás observado.

Por el contrario, 2018 comenzó con un evento de La Niña débil a moderado. Se esperaría que tales condiciones hubieran reducido algo la temperatura media global en 2018.

La variabilidad interna, como El Niño y La Niña, genera variaciones año a año en la temperatura que se producen además de la tendencia de calentamiento a largo plazo.

Como se puede esperar del calentamiento global causado por los gases de efecto invernadero, el aumento de la temperatura en todo el mundo se distribuye ampliamente, afectando a casi todas las áreas terrestres y oceánicas.

En 2018, el 85 % de la superficie de la Tierra era significativamente más caliente que la temperatura promedio durante 1951-1980, el 13 % tenía una temperatura similar y solo el 2.4 % era significativamente más frío.

Pronóstico para 2019

Sobre la base de la variabilidad histórica y las condiciones actuales, el análisis cree que es posible estimar aproximadamente qué temperatura media global debería esperarse en 2019.

"Nuestra estimación actual es que es probable que 2019 sea más cálido que 2018, pero es poco probable que sea más cálido que el año récord actual, 2016. Actualmente, parece que hay aproximadamente un 50 % de probabilidad de que 2019 se convierta en el segundo año más cálido desde 1850", pronostica.

Tags:

  • Berkeley Earth
  • Calentamiento global

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines