Maratoniana cumbre sobre Ucrania logra acuerdo alto el fuego

Vladimir Putin, dijo a periodistas que el acuerdo prevé un alto el fuego que entrará en vigor el domingo (2100 GMT o 4 p.m. EST del sábado) así como un estatus especial para las regiones rebeldes, y disposiciones para control de fronteras y temas humanitarios.
Enlace copiado
Maratoniana cumbre sobre Ucrania logra acuerdo alto el fuego

Maratoniana cumbre sobre Ucrania logra acuerdo alto el fuego

Maratoniana cumbre sobre Ucrania logra acuerdo alto el fuego

Maratoniana cumbre sobre Ucrania logra acuerdo alto el fuego

Enlace copiado
Líderes de Rusia, Ucrania, Francia y Alemania salieron el miércoles de una maratoniana reunión de 16 horas para anunciar un amplio acuerdo de paz para el este de Ucrania, que sigue generando dudas sobre si Kiev y los rebeldes prorrusos aceptaron sus términos.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, dijo a periodistas que el acuerdo prevé un alto el fuego que entrará en vigor el domingo (2100 GMT o 4 p.m. EST del sábado) así como un estatus especial para las regiones rebeldes, y disposiciones para control de fronteras y temas humanitarios.

Sin embargo, el presidente ucraniano Petro Poroshenko negó este punto diciendo que no hay ningún acuerdo sobre autonomía en el este de Ucrania.

El conflicto se ha cobrado la vida de más de 5,300 personas desde abril, y el jueves continuó su escalada el jueves a pesar de la celebración de la cumbre.

Hablando a periodistas tras la prolongada reunión, Putin dijo "esta no fue la mejor noche de mi vida pero la mañana, creo, es buena porque hemos logrado acordar los puntos principales a pesar de todas las dificultades de las negociaciones".

Putin añadió, sin embargo, que él y Poroshenko discreparon a la hora de evaluar la situación en un punto caliente del conflicto, la ciudad de Debáltaseve, controlada por el gobierno y que es escenario de intensos combates desde hace semanas.

Las declaraciones de Putin se produjeron luego de que las conversaciones auspiciadas por la canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente francés, François Hollande, se extendieran durante casi 16 horas hasta el jueves, el segundo día de la cumbre, mientras los cuatro líderes buscaban desesperadamente resolver sus diferencias.

Hollande dijo que él y Merkel se comprometieron a ayudar a verificar el proceso de alto el fuego en Ucrania, junto con los líderes rusos y ucranianos.

Hablando tras la reunión, Hollande dijo que el anuncio del nuevo acuerdo de alto el fuego era un "alivio para Europa".

Un acuerdo anterior, firmado en septiembre, fracasó cuando tanto las fuerzas del gobierno ucraniano como los rebeldes respaldados por Rusia intentaron tomar el control de más territorio.

"Llegamos a un acuerdo, un acuerdo sobre un alto el fuego y sobre un acuerdo político global para el conflicto ucraniano", dijo Hollande. "Este acuerdo global incluirá todos los aspectos, desde el alto el fuego a la frontera, o la descentralización y, por supuesto, la retirada de armamento pesado y la reanudación de las relaciones económicas".

El líder francés alabó a su homólogo ruso por "aplicar la presión necesaria a los separatistas".
"Se nos presentaron varias condiciones inaceptables de retirada y rendición", dijo Poroshenko a periodistas tras la reunión. "No accedimos a ningún ultimátum y establecimos de forma firme que el alto el fuego que se está anunciando es incondicional".

Poroshenko dijo también que los documentos firmados prevén la retirada de todas las tropas extranjeras y milicianos de Ucrania — una referencia a los soldados y armamento que, según Kiev y Occidente, Moscú ha enviado al este de Ucrania para apoyar a los rebeldes. El Kremlin negó las acusaciones alegando que los rusos que combaten en la región son voluntarios, pero la cantidad de armas sofisticadas en manos rebeldes contradicen esa afirmación.

La ofensiva diplomática germano-francesa se produjo mientras el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, consideraba atender las cada vez más insistentes peticiones para enviar ayuda letal a Ucrania, una medida que los líderes europeos temían que pudiesen aumentan las hostilidades.

Aunque los cuatro líderes reunidos en la capital bielorrusa, Minsk, alabaron el acuerdo, de inmediato quedó claro que Rusia y Ucrania seguían discrepando en cómo poner fin a los combates por Debaltaseve, un centro de transporte clave entre las dos principales ciudades del este controladas por los rebeldes.

Putin dijo que los separatistas consideran que las fuerzas ucranianas están rodeadas y esperan su rendición, Kiev asegura que los soldados han sido bloqueados.

El líder ruso señaló que el acuerdo de paz del jueves fija también una línea divisoria para la retirada de armamento pesado.

Esta marca, así como otros aspectos clave, formaban parte de un documento respaldado por líderes rebeldes y representantes de Rusia, Ucrania y Organización para la Seguridad y la Cooperación Europea. El acuerdo recibió el visto bueno de los cuatro líderes, que emitieron una declaración por separado.

Tags:

  • ucrania
  • alto al fuego
  • acuerdo de paz
  • bladimir putin
  • rusia
  • cumbre
  • francia
  • alemania

Lee también

Comentarios

Newsletter