Mira porqué este “esquiador” venezolano enloquece las redes sociales

Adrián Solano decidió participar en el Mundial de Esquí, pero demostró que, en realidad, tenía muy poco que ofrecer y las redes sociales no han dejado pasar este hecho.
Enlace copiado
Mira porqué este “esquiador” venezolano enloquece las redes sociales

Mira porqué este “esquiador” venezolano enloquece las redes sociales

Enlace copiado
Llegó para participar en los 10 kilómetros de Esquí de Fondo en el Mundial de Esquí de Lathi, en Finlandia, y terminó “robándose el show” por completo. Se trata del venezolano Adrián Santos quien, a pesar de ser consciente que el esquí no es un deporta sudamericano, tomó la decisión de presentarse a la competencia, donde fue captado en video y divulgado en las redes sociales. La competencia, que fue cubierta por ESPN en Europa, difundió el caso de Solano a nivel mundial.

Solano, de 22 años, salió a su participación dispuesto a darlo todo pero literalmente apenas pudo mantenerse en pie para desarrollar la prueba. Tras varias caídas y una forma poco convencional para mantener el equilibrio, los jueces decidieron descalificarlo cuando apenas cruzaba el quinto kilómetro, ya que definitivamente no tenía opción alguna de clasificarse.

El fallo de Solano y su nula técnica en este deporte llegó a tal punto que la policía de Finlandia lo confundió con un ilegal que quería colarse a la competencia, hasta que los organizadores confirmaron su participación válida. Su “estilo” de esquiar fue grabado en video y publicado en YouTube, de donde las redes sociales han tomado el video que comienza a viralizarse rápidamente.

Solano, declaró a la prensa europea que cubre el evento que “en Venezuela no hay nieve”, pero que “deseaba participar en una competencia de este tipo”. Además, confirmó que llegó a Finlandia con solo 28 euros en el bolsillo y un billete con destino a Suecia. También, declaró que, para él, “lo más importante es participa” y que “no importa lo que todos digan, hice lo que me hace feliz”.


El caso de Solano ha recordado a otros históricos fiascos deportivos en importantes citas. El etíope Robel Kiros Habte y el guineano Eric Moussambani son los últimos grandes ejemplos de ellos. Ambos participaron en los 100 metros libres de natación en unos Juegos Olímpicos con un rotundo fracaso, pero se ganaron la simpatía del público.

Habte acudió a Río 2016 con un visible sobrepeso y fue el peor de los 59 participantes de su prueba, casi 20 segundos más lentos que el primero. Por su parte, Moussambani alcanzó la fama mundial por ir a la cita de Sídney 2000 por ser el único voluntario de su país en querer competir en las piscinas de 100 metros libres. Necesitó casi dos minutos para cubrir el recorrido y casi se ahogó por el camino.


Tags:

  • esquiador venezolano

Lee también

Comentarios

Newsletter