Morales pide a cocaleros defender nueva ley sobre cultivos de hojas de coca

La nueva ley sube de 12,000 a 22,000 hectáreas la superficie de cultivos en La Paz y Cochabamba.
Enlace copiado
Enlace copiado
El presidente de Bolivia, Evo Morales, pidió ayer a sus bases cocaleras del trópico de Cochabamba (centro) defender la nueva ley que amplía de 12,000 a 22,000 hectáreas la superficie de cultivos legales de hoja de coca en el país. El gobernante hizo esta solicitud ante miles de sus seguidores concentrados en un acto masivo en la localidad de Chimoré, en el trópico de Cochabamba o Chapare, en el que entregó simbólicamente a los sindicatos de cocaleros de la zona la Ley General de la Coca, promulgada la semana pasada.

“Todos a defender nuestra ley. Es producto de la lucha del pueblo boliviano”, sostuvo el mandatario, quien aún es el máximo dirigente de los cocaleros del Chapare. Resaltó que con la nueva norma “se ha enterrado” la llamada Ley 1,008, que reguló desde 1988 la producción de coca en Bolivia y fijaba los parámetros para la lucha antidrogas.

Desde que llegó al Gobierno en 2006, Morales se planteó legislar por separado la producción de coca y las políticas antinarcóticos. La hoja de coca tiene en Bolivia usos culturales, rituales y medicinales reconocidos en la Constitución, pero una parte de la producción es desviada al narcotráfico para fabricar cocaína. La nueva ley sobre la producción del arbusto sube de 12,000 a 22,000 hectáreas la superficie de cultivos permitidos en las regiones de La Paz y Cochabamba.

Lee también

Comentarios

Newsletter