Lo más visto

Más de Internacionales

Niño muere por disparo en su cabeza durante un ataque paramilitar en Nicaragua

El menor, de 14 meses de edad, fue asesinado este sábado de un disparo en la cabeza en las calles de Managua, luego de un ataque de paramilitares y policías, según señalaron medios locales.

Enlace copiado

El menor, de 14 meses de edad, fue asesinado este sábado 16 de un disparo en la cabeza en las calles de Managua, luego de un ataque de paramilitares y policías, según señalaron medios locales. - 00:01:15

Enlace copiado

El periódico nicaragüense “La Prensa” confirmó la muerte de un niño de 14 meses de edad este sábado 23 de junio durante un ataque paramilitar en las calles de Managua, en Nicaragua. El menor fue identificado como Teyler Leonardo Lorío Navarrete.

El suceso se produjo a las 7:30 de la mañana de este sábado, cuando los padres del menor caminaban por el sector conocido como Ocho de Marzo y Las Américas Uno, según La Prensa. En dicha localidad se dio un ataque con armas de fuego por parte de grupos paramilitares y policías del gobierno de Ortega a pobladores de la zona.

Una de las balas impactó en la cabeza al menor, causando su muerte, según relataron familiares.  “Quién iba a ser, la guardia… todos andaban por allí como siempre”, aseguró el abuelo del niño a La Prensa.  “Aquí nosotros somos cristianos evangélicos y nosotros esperamos que el Señor haga el cambio total que saque lo malo y traiga lo bueno”, agregó.

Por su parte, Karina Navarrete, madre del niño, dio declaraciones al medio local "El Confidencial" donde aseguraba que fueron atacados sin justificación alguna por cuerpos paramilitares y policías de Nicaragua. Además, denuncia que en el hospital donde atendieron al menor no quisieron colocar como causa de muerte el impacto de bala, sino que lo declararon como "herida de arma blanca".

El hecho fue confirmado por residentes de la zona, quienes aseguraron que las balas eran disparadas directamente a los manifestantes contra el gobierno de Ortega.

Hoy se cumplen 67 días en Nicaragua de la crisis sociopolítica más sangrienta desde la década de 1980, con Ortega también como presidente.

Unicef dijo el miércoles en un comunicado que durante la crisis al menos once niños y adolescentes han perdido la vida de forma violenta y que se reportan casos de menores heridos y desaparecidos, por lo que hizo un "llamado urgente" al Estado y a la sociedad nicaragüenses "para que se asegure la protección de la niñez y de la adolescencia en todos los ámbitos y desde todos los sectores".

Las protestas contra Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, comenzaron por unas fallidas reformas a la seguridad social y se convirtieron en un reclamo que pide la renuncia del mandatario, después de once años en el poder, con acusaciones de abuso y corrupción en su contra.

Tags:

Lee también

Comentarios