Parolin reconoció problemas en el “hospital del papa”

Una investigación encontró varias negligencias en el centro
Enlace copiado
Parolin reconoció problemas en el “hospital del papa”

Parolin reconoció problemas en el “hospital del papa”

Parolin reconoció problemas en el “hospital del papa”

Parolin reconoció problemas en el “hospital del papa”

Irregular.  La AP corroboró   los hallazgos del primer informe a través de más de una decena de entrevistas.

Irregular. La AP corroboró los hallazgos del primer informe a través de más de una decena de entrevistas.

Enlace copiado
El secretario de Estado del Vaticano reconoció ayer que en el pasado hubo problemas en el “hospital del papa” para niños, pero afirmó que la nueva administración realiza un “esfuerzo serio por resolverlos”. El cardenal Pietro Parolin dijo que algunos de los problemas que identificaron exmiembros y personal actual del Hospital Pediátrico Bambino Gesu en 2014 “realmente eran infundados”.

Pero entre los problemas que fueron verificados “hubo un intento, y actualmente hay un intento y un esfuerzo serio por resolverlos”. El secretario invitó a promover más el diálogo cuando hay descontentos.

Parolin respondió a una investigación de The Associated Press que encontró que, bajo la administración previa de 2008 a 2015, la misión del hospital pediátrico había cambiado para enfocarse más en obtener ganancias económicas que en la atención de sus pacientes.

Un informe comisionado por el Vaticano llegó a la conclusión en 2014, después de una investigación de tres meses a las denuncias del personal del hospital, que se estaban tomando atajos y se ignoraban protocolos de seguridad debido a la presión de incrementar la producción.

El informe, realizado por un cardiólogo italiano que entrevistó a decenas de exempleados y trabajadores actuales, citó violaciones a las prácticas médicas aceptadas. Entre los problemas se incluían el hacinamiento que provoca mayores riesgos de infección, reutilización de material desechable, salir de anestesia de manera anticipada, procedimientos experimentales sin supervisión e instalaciones por debajo de los estándares médicos.

Pero una segunda indagación de tres días efectuada por el Vaticano en enero de 2015 encontró que en muchas formas el hospital era “el mejor de su clase”.
 

Lee también

Comentarios

Newsletter