Procurador asegura que los 43 fueron asesinados

Familiares de estudiantes de Ayotzinapa aún cuestionan la versión oficial.
Enlace copiado
Enlace copiado
El procurador general de México dijo que decenas de confesiones y pruebas forenses practicadas muestran que los 43 estudiantes que desaparecieron el pasado 26 de septiembre murieron y fueron incinerados al día siguiente, en un basurero cercano a la población de Cocula, en el estado sureño de Guerrero.

En una larga exposición de los detalles de la investigación, Jesús Murillo Karam dijo que las muestras tomadas en el lugar, la temperatura que alcanzó el combustible y el fuego de una hoguera fue suficiente para incinerar a los 43 normalistas de la escuela rural de Ayotzinapa sin que se hubieran dejado restos que permitieran su posterior identificación y reconocimiento.

A esta conclusión llegó ayer pese a que solo se ha confirmado la identificación de uno de los estudiantes a través de una prueba de ADN, Alexánder Mora Venancio, y con base en una declaración ofrecida por un laboratorio forense en Innsbruck, Austria, que dijo que era imposible identificar los demás restos con los que cuentan.

Valentín Cornelio González, cuñado de uno de los desaparecidos, aún tiene dudas sobre la versión oficial y afirma que una de las bolsas con los restos se entregó abierta a los miembros del Equipo Argentino de Antropología Forense, peritos independientes de la investigación.

El presidente Enrique Peña Nieto pidió al país no quedar atrapado por ese caso.

Tags:

  • mexico
  • guerrero
  • iguala
  • ayotzinapa
  • estudiantes desaparecidos

Lee también

Comentarios

Newsletter