Trump escuda deportaciones en lucha MS-13

En un aplaudido discurso en un pueblo de Nueva York golpeado por la cruda violencia de la pandilla, Trump se dirigió a oficiales de la ley y les dijo que les apoya al 100 % para detener a los “animales” de la MS-13.
Enlace copiado
Trump escuda deportaciones en lucha MS-13

Trump escuda deportaciones en lucha MS-13

Trump escuda deportaciones en lucha MS-13

Trump escuda deportaciones en lucha MS-13

Enlace copiado
Si la Mara Salvatrucha (MS-13) era un tema desconocido para alguien en Estados Unidos, ayer pudo enterarse de que sus afiliados son unos “animales” que usan “machetes” para apuñalar y desmembrar a sus víctimas porque disfrutan verlas morir lentamente, según las palabras del presidente de ese país, Donald Trump.

LEA TAMBIÉN: “LOS DETENDREMOS, LOS ENCARCELAREMOS Y LOS VAMOS A DEPORTAR”: TRUMP SOBRE MS-13

Ellos “roban, violan, extorsionan, persiguen a los niños” y han convertido parques en “campos de sangre”, de acuerdo con la detallada descripción del mandatario en un esperado acto público. Dentro de las referencias que el republicano tiene del grupo está que, en su país, a la MS-13 la alimentan “los inmigrantes ilegales de América Central”.

Además, el presidente encontró la forma de relacionar la pandilla con la necesidad que, de acuerdo con sus órdenes, tienen los oficiales de Inmigración de sacar a los inmigrantes indocumentados de Estados Unidos. Culpó una vez más a las ciudades estadounidenses que son amigables con los inmigrantes que todavía no han legalizado su situación de favorecer la proliferación de la MS-13.

MÁS INFORMACIÓN: FISCAL GENERAL DE EUA: TENTÁCULOS DE LA MS-13 LLEGAN AL CAPITOLIO Y A EUROPA

Además, aseguró que necesita contratar a 10,000 agentes más de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, en inglés) para seguir adelante con su política de deportación y detención de inmigrantes en situación irregular, entre ellos los miembros de la MS-13.

Una vez más, reafirmó ante una multitud que lo vitoreaba –policías incluidos– que construiría un “gran muro” en la frontera con México y culpó a “las políticas fallidas” de administraciones anteriores por no poder, según él, evitar que la MS-13 tomara relevancia en al menos 40 estados.

El mandatario aseguró que hay menores de edad no acompañados que migraron y se unieron a la banda criminal para fortalecerla.

PUEDE CONSULTAR: TRUMP CAMBIA A FUNCIONARIO EUA CLAVE EN NEGOCIACIÓN TPS

Gobiernos anteriores dejaron “las puertas abiertas a los inmigrantes ilegales de América Central y resurgió la MS-13 y destruyó todo. En este año, más de 150,000 niños han llegado a la frontera y fueron liberados a las comunidades de EUA, lo que es un gran costo para los contribuyentes y en seguridad”, dijo.

Los jóvenes centroamericanos menores de 16 años que llegaron como indocumentados sin la compañía de un adulto son el nuevo blanco para las redadas de ICE, que ya comenzaron en el estado de Nueva York.

Trump habló ayer desde Brentwood, en el condado de Suffolk (Nueva York) y su declaración fue reproducida en vivo por cadenas estadounidenses. La locación ha sido el escenario de sangrientos crímenes de la MS-13.

En Islip (otro pueblo de Suffolk) el brutal asesinato de cuatro jóvenes a manos de la MS-13 en un parque central escandalizo al país este año. Trump también aprovechó esa tragedia para defender que son estos casos los que motivan su política para deportar a todos los inmigrantes que no tengan permiso legal para estar en ese país.

El republicano dijo ayer que el Congreso debería de aprobarle más jueces de Inmigración y también más fiscales para perseguir a los inmigrantes sin papeles. Enumeró que la MS-13 ha asesinado a 17 jóvenes en la zona desde enero 2016.

El mandatario comenzó su discurso hablando de los resultados de su gestión e incluso se volvió a congratular por haber ganado las elecciones de 2016. Pero al avanzar en su discurso el desprecio en sus palabras por la pandilla, que de hecho se originó en Estados Unidos, creció hasta llegar al punto máximo.

“Son animales, no podemos tolerar este derramamiento de sangre de vidas hermosas, vibrantes, preciosas. No podemos tolerar esta violencia un día más. Y no lo haremos. Ustedes no van a dejar que ocurra y los estamos respaldando 100 %”, dijo a los agentes locales, estatales y federales que estuvieron ayer presentes en Brentwood.

Policías de Suffolk, Nueva Jersey, agentes de Inmigración, Aduanas y otras autoridades aplaudían sus palabras. “A ellos (los pandilleros) no les gusta disparar porque eso es rápido. Les gusta dejarlos que mueran lentamente, porque así es más doloroso. Lo disfrutan, son animales”, volvió a decir Trump.

El presidente se jactó de haber amenazado a varios países suramericanos con cortarles las relaciones comerciales si no aceptaban a los deportados.

El Departamento de Seguridad Nacional y el Departamento de Justicia han dicho que una vez los pandilleros cumplan su condena, si no tienen permisos migratorios, serán deportados lo antes posible.

“Tuvimos problemas con algunos países, pero nos ocuparemos”, dijo Trump. “Hay ciertos países en América del Sur que no querían recibir a la gente”, se regodeó el dirigente.

La MS-13 fue declarada por Estados Unidos como una organización criminal transnacional en 2012. Fue la primera pandilla en ser clasificada de esta forma, pero no es la única que existe en la nación del Norte. Sin embargo, es la que la administración de Trump ha escogido como caballo de batalla para reforzar sus duras políticas de inmigración y detenciones indiscriminadas de inmigrantes.
 

Tags:

  • Donald Trump
  • MS-13
  • pandillas
  • Triangulo Norte
  • menores no acompanados
  • inmigrantes
  • inmigracion
  • deportaciones
  • migracion en la era Trump

Lee también

Comentarios

Newsletter