Lo más visto

Unas 18 millones de personas aisladas para contener virus

China puso en cuarentena tres ciudades, en un movimiento sin precedentes, para controlar el brote del coronavirus surgido en un mercado de la provincia de Wuhan.

Enlace copiado
Síntomas.  Un sensor de temperatura operado por la Estación Nacional de Cuarentena verifica si las personas que ingresan tienen fiebre.

Síntomas. Un sensor de temperatura operado por la Estación Nacional de Cuarentena verifica si las personas que ingresan tienen fiebre.

Enlace copiado

China aisló ayer tres ciudades con más de 18 millones de habitantes, en un esfuerzo sin precedentes por frenar la propagación de un nuevo virus letal, el cual ha infectado a centenares de personas y se ha extendido a otras localidades y países durante la intensa temporada de viajes por el Año Nuevo Lunar.

La policía, equipos especiales y efectivos paramilitares vigilaban la estación ferroviaria de Wuhan, donde barreras metálicas cerraron el acceso. Solo se permitía el ingreso de pasajeros con boleto para los últimos trenes. Reinaba un silencio sepulcral en calles habitualmente ajetreadas, centros comerciales, restaurantes y otros espacios públicos.

Se clausuró el aeropuerto, los transbordadores, el metro y los autobuses.

Se tomarán medidas similares el viernes en las ciudades vecinas de Huanggang y Ezhou. En la primera cerraron los teatros, cafés y otros lugares de reunión.

En Pekín se cancelaron los "grandes eventos" por tiempo indeterminado, incluidas las tradicionales ferias de Año Nuevo en los templos.

"Que yo sepa, tratar de contener una ciudad de 11 millones de personas es una novedad científica", dijo Gauden Galea, representante de la Organización Mundial de la Salud en Pekín, en una entrevista con The Associated Press en su oficina. "No se ha intentado anteriormente como medida de salud pública. Por ahora no podemos decir si funcionará o no".

Los enfermos con el coronavirus recientemente identificado aparecieron por primera vez el mes pasado en Wuhan, un centro industrial y del transporte en la provincia central de Hubei. La amplia mayoría de los 571 casos en China continental se han registrado en la ciudad.

OMS resiste a emergencia

En tanto, la enfermedad viral que ha infectado a centenares de personas no es una emergencia global aún, aseguró este jueves la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La OMS emitió su evaluación luego de que las autoridades chinas anunciaron el cierre de tres ciudades y cancelaron eventos importantes en Pekín, la capital, durante el período feriado del Nuevo Año Lunar, para tratar de contener el virus, una nueva variante del coronavirus.

En una conferencia de prensa en Ginebra, el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, dijo que aunque el brote claramente es una emergencia en China, "no se ha vuelto aún una emergencia global de salud. Pudiera convertirse en una"

La decisión "no debería ser tomada como un indicio de que la OMS no piensa que la situación es grave o que no nos la tomamos en serio. Nada pudiera estar más lejos de la verdad", manifestó el director general Tedros Adhanom Ghebreyesus.

La agencia de salud de la ONU tomó su decisión luego de que expertos independientes pasaron dos días evaluando información sobre la diseminación del virus.

"Es demasiado pronto para considerar esto una emergencia de salud pública de nivel internacional", dijo Didier Houssin, jefe del panel asesor de emergencias y apuntó que el comité estaba "muy dividido, casi 50-50".

La OMS define una emergencia global de salud como "un evento extraordinario" que constituye un riesgo para otros países y requiere una respuesta internacional coordinada. Previas emergencias globales de salud han sido declaradas por la emergencia del virus de zika en las Américas, la pandemia de influenza porcina y la polio.

Una declaración de emergencia global usualmente libera más fondos y recursos, pero también hace que los gobiernos restrinjan viajes y comercio con países afectados. Por ello, decidir si un brote representa una crisis internacional está cargado de consideraciones políticas.

En el 2014, la OMS se resistió a declarar la epidemia de ébola.

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines