Venezuela califica de represalia expulsión de diplomáticos de EUA

Venezuela echó a dos agregados estadounidenses unas horas antes de la muerte del presidente Hugo Chávez, el martes pasado, mediante un anuncio que hizo el ahora presidente interino Nicolás Maduro.
Enlace copiado
Enlace copiado
El ministro de Relaciones Exteriores, Elías Jaua, dijo hoy que el gobierno interino de Venezuela recibe como una acción de "represalia" de Estados Unidos la expulsión que hizo de dos diplomáticos venezolanos, en respuesta a la decisión de Caracas de echar a dos agregados militares estadounidenses que acusó de estar conspirando.

"Consideramos ese gesto como una represalia porque no se corresponde con el principio de reciprocidad que alegaron en la nota que entregaron a nuestro agregado comercial en Washington, nuestro representante en Estados Unidos", dijo Jaua. Afirmó que mientras los "dignos" funcionarios venezolanos Orlando Montañéz y Víctor Camacaro estaban fuera Estados Unidos antes de ser echados, los agregados militares estadounidenses sí estaban conspirando para desestabilizar el gobierno venezolano.

"Los funcionarios consulares y diplomáticos venezolanos que fueron expulsados de Estados Unidos no estaban contactando a oficiales del Ejército norteamericano para que le dieran un golpe de Estado a (el presidente Barack) Obama, cosa que sí estaban haciendo los agregados militares que fueron expulsados de Venezuela, contactando a oficiales militares venezolanos para participar en un proceso de desestabilización", aseguró.

Venezuela echó a los agregados estadounidenses unas horas antes de la muerte del presidente Hugo Chávez, el martes pasado, mediante un anuncio que hizo el ahora presidente interino Nicolás Maduro. Ese día, Maduro y Jaua comunicaron la expulsión de dos miembros de la agregaduría aérea en la embajada estadounidense, David Delmonaco y Devlin Costal.

La respuesta estadounidense fue divulgada el lunes, con la expulsión de Montañéz, segundo secretario de la embajada de Venezuela en Washington, y Camacaro, funcionario consular en Nueva York.

"Respondiendo a las acciones de Venezuela, el Departamento de Estado informó a la embajada de la República Bolivariana de Venezuela el 9 de marzo que, en acuerdo con el artículo 9 de la Convención de Viena de Relacioens Diplomáticas, y con el artículo 23 de la Convención de Viena sobre Relaciones Consulares, el Departamento declaró al segundo secretario, Orlando Montañez, y al funcionario consular Víctor Camacaro Mata, como personas no gratas", informó un portavoz del Departamento de Estado.

Delmonaco partió de inmediato de Caracas, mientras que Costal, quien en el momento del anuncio se encontraba en Estados Unidos, no regresará a Venezuela, según dijo en su momento el Pentágono. Maduro además acusó a Washington de estar de alguna manera implicado en el cáncer que finalmente acabó con la vida de Chávez, sugiriendo que le fue inoculado.

El gobierno de Obama reaccionó de forma airada, manifestando su "decepción" por el gesto y su indignación ante las "falaces" y "absurdas" acusaciones, y anunció que se reservaba el derecho a réplica. Jaua señaló que debido a la actividad de los agregados militares estadounidenses el alegado "principio de reciprocidad no se aplica en estos momentos".

"Esto lo tomamos con un acto de represalia pero ratificamos nuestra decisión como gobierno bolivariano de preservar uno de los legados más importantes de Venezuela, que es el más importante que nos deja el presidente Chávez, nuestra independencia.

Chávez nos dejó independientes y lo vamos a defender hasta el final de nuestra vida", alegó. Venezuela y Estados Unidos tuvieron una serie de roces en los últimos años, al punto que sus relaciones están a nivel de encargado de negocio.

Tags:

  • Elias Jaua
  • Nicolas Maduro
  • Hugo Chavez
  • Agregados Militares Estadounidenses

Lee también

Comentarios

Newsletter