Lo más visto

Del running al power walking

El power walking es un ejercicio que puedes realizar en el gimnasio o al aire libre. Lo principal es caminar a conciencia, concentrándote en el ritmo y postura, para lograr un entrenamiento seguro y eficiente para tu cuerpo.
Enlace copiado
Enlace copiado
Aunque siempre existe el pensamiento de que corriendo puedes quemar más calorías con mayor intensidad, lo cierto es que con una sesión de power walking puedes quemar similar cantidad de calorías que corriendo; además, puedes resistir más tiempo caminando enérgicamente y lo mejor es que te mantendrás dentro de una zona que te permitirá emplear principalmente grasas como fuente de energía.

Parece que la fiebre del running va en disminución. No es que se esté viviendo el declive de una moda pasajera, ni mucho menos, pero sí es cierto que está perdiendo fuerza en favor del power walking. Aunque correr es una de las actividades físicas más completas, “su práctica tiene un inconveniente con un claro poder disuasorio: el impacto reiterado que sufre el cuerpo”, explica Helena Olsson, entrenadora personal de Prorunners. Este obstáculo es una de las principales razones por las que poco a poco caminar le está restando adeptos al running, ya que “el impacto es mucho menor, debido a que el centro de masas no asciende tanto como al correr y a que la velocidad es inferior”.

Si a esta ventaja le sumas la posibilidad de adelgazar sin el esfuerzo que supone correr, muchos habrán encontrado, por fin, el ejercicio que buscaban para estar en forma y perder esos kilos de más. Este tipo de ejercicio también es ideal para personas que por algún tipo de lesión se les imposibilita correr.

El power walking no es simplemente caminar, sino hacerlo con una serie de lineamientos básicos. Por otro lado, siempre se debe mantener un pie apoyado en el suelo mientras lo practicas, por lo tanto, el impacto que produce correr no lo sufres con este tipo de entrenamiento, es decir, cuidará de tus articulaciones y te permitirá un trabajo eficiente.

Además, con una sesión de power walking puedes no solo quemar calorías y grasas, sino también tonificar piernas, glúteos y abdomen, además de mejorar tu rendimiento por trabajar el sistema cardiorrespiratorio. Es una actividad que pueden realizar personas de todas las edades y es la alternativa perfecta al tan popular running.

Tags:

  • running
  • power walking
  • caminar
  • energia
  • impacto

Lee también

Comentarios