Lo más visto

Más de Mujer

El camino hacia la autoestima

La autoestima es el equilibro entre la persona que somos y la persona que nos gustaría ser. Sin embargo, es importante trabajar en este proceso.
Enlace copiado
El camino hacia la autoestima

El camino hacia la autoestima

Enlace copiado

“La autoestima es la reputación que adquirimos de nosotros mismos”, decía Nathaniel Branden, psicoterapeuta canadiense especialista en el campo de la psicología de la autoestima y autor de numerosos libros de autoayuda. Hablar de una autoestima sana, buena o alta es hablar de una persona que se quiere, se respeta y se valora. Sin embargo, nunca es fácil, pues en el trayecto de la vida nos enfrentamos a diversos aspectos que pueden dañarla. Entre ellos: el miedo al qué dirán, a que no nos acepten, a ser diferente o a no dar la talla, son algunas de las creencias limitadoras que nos apartan de lo que queremos ser.

Cuidar de la autoestima implica conocernos, reconocer los propios errores o aspectos en los que mejorar, aceptarnos, ser capaces de visualizar nuestro potencial y relacionarnos con los demás de forma eficaz y satisfactoria, entre otros factores.

Un viaje de autoconocimiento

“La autoestima es el equilibrio entre la persona que somos y la persona que nos gustaría ser”, define la psicóloga Hermínia Gomà, directora del Institut Gomà y creadora de la Escuela de Coaching Teleológico. Desde esta perspectiva, la construcción de esta competencia consistirá en un proceso cuyo objetivo será acortar la brecha entre lo que “somos” y lo que queremos “llegar a ser”.

Para lograr este estado es importante partir de una serie de preguntas que nos ayudarán a definir y a entender nuestra autoestima: ¿quién soy? ¿Qué pienso de mí? ¿Cómo me siento conmigo mismo?

Esta serie de cuestiones nos ayudarán a mejorar nuestro autoconcepto, a su vez generará expectativas más certeras y, en suma, allanará el camino hacia aquello que nos propongamos.

Para poder definir quiénes somos es común tomar como referencia cómo vemos a los demás, a partir de ello también nos podremos conocer mejor.

Los seis verbos de la autoestima
La autoestima es un hábito que se entrena practicando. Sin embargo, a la hora de actuar, expresiones como “debería, tengo que, nunca puedo, siempre me pasa…”, nos paralizan y nos anulan. Por ello, para emprender con eficacia el camino hacia la mejor versión de nosotros mismos, debemos detenernos y reparar en seis verbos esenciales a la hora de potenciar y reforzar la autoestima y que propone Hermínia Gomà:  

1. Querer. 
Es muy importante que realmente queramos fortalecer la autoestima. No valen los debería ni los tengo que ni los si pudiera… Tienes que decirte: “Realmente quiero hacer este cambio, quiero fortalecer mi autoestima”.  

2. Poder.
 Debemos sentirnos capaces de poder hacerlo, con esfuerzo, determinación y ayuda. Y aunque no podamos del todo, siempre podremos con una parte.  

3. Creer. 
Creo en mí, creo que puedo hacerlo y conseguir la disciplina para cambiar los hábitos que necesito. Se trata de una creencia en mí como ser único, digno, especial y diferente. He de creerme que este cambio es necesario y que lo merezco.

4. Sentir. Es muy importante que todo este proceso no se quede en lo cognitivo, lo mental. Es esencial que lo podamos transferir al corazón. Necesito sentir con toda mi alma que soy una persona merecedora y digna de amarme y ser amada.  

5. Valer.  No hace falta que vaya demostrando que valgo. En mi interior sé que valgo. Puede que no para unas cosas pero seguro que soy capaz de valer para otras tantas. El valor ya lo adquirimos por el hecho de nacer, no hace falta demostrar más.  

6. Decidir. Las personas debemos entender que estamos condenadas a decidir continuamente. Aunque el ser humano decida no avanzar está decidiendo (está tomando la decisión de no avanzar). No podemos evitar decidir. En este sentido, ¿cuál es uno de los problemas que nos encontramos con la autoestima? Que las personas postergan el cambio. El cambio debemos decidir empezarlo hoy mismo.

Lee también

Comentarios