Lo más visto

¿Realmente debes desintoxicarte?

Vinieron respaldados por la mejor de las campañas: famosas de Hollywood paseando sus botes verdes en las redes sociales. Ahora la ciencia responde qué sucede si haces una dieta a base de bebidas de frutas y verduras.
Enlace copiado
¿Realmente debes desintoxicarte?

¿Realmente debes desintoxicarte?

Enlace copiado

La ingesta de zumos de verduras o frutas para limpiar el organismo era hace unos años casi una obligación luego de los excesos de los fines de semana o de los periodos de vacaciones. Ahora ya no parece tan “trendy”. En respuesta al mito encerrado en su propio nombre, los batidos, zumos o licuados detox no cumplen con el prometido milagro de eliminar toxinas —el encargado de limpiar el organismo es el hígado y si no funciona bien debería ir urgentemente al médico no hacer una semana de zumos—: “¿De qué hay que desintoxicarse?”, pregunta el dietista y nutricionista Julio Basulto.

La química experta en Nutrición clínica Ángela Quintas explica el funcionamiento: “En nuestro organismo ya contamos con órganos como los riñones y el hígado, que son los encargados de mantener nuestra sangre limpia. Por un lado, los riñones nos ayudan a eliminar los tóxicos presentes en la sangre a través de la orina y llegan a filtrar hasta 1,700 litros de sangre a diario. El hígado es el filtro de numerosas toxinas y agentes patógenos; de hecho, se encarga de metabolizar los fármacos así como el alcohol para su posterior eliminación”.

“No son mágicos: no tienen propiedades adelgazantes. Lo único por lo que se pierde peso (lo cual no es lo mismo que reducir grasa) es porque se trata de una dieta hipocalórica, pero también con falta de nutrientes”. 
Andrea Calderón, dietista y nutricionista

Para la dietista y nutricionista Andrea Calderón, tomar batidos de verduras o frutas durante unos días es desaconsejable para cualquiera de los dos objetivos. “No son mágicos: no tienen propiedades adelgazantes. Lo único por lo que se pierde peso (lo cual no es lo mismo que reducir grasa) es porque se trata de una dieta hipocalórica, pero también con falta de nutrientes”, sentencia.

No es lo mismo tomar un zumo, un licuado o un batido

No todas las bebidas verdes tienen el mismo proceso de elaboración. El zumo es el líquido que resulta de exprimir la fruta y no debe confundirse con los zumos “cold-pressed” que son licuados, es decir, el resultado de transformar una sustancia sólida o gaseosa en líquida. “Las diferencias entre un zumo y un licuado son mínimas”, señala Quintas. “Al licuar o exprimir los alimentos hacemos que pierdan la mayor parte de su fibra, haciendo que los azúcares presentes de forma natural en su matriz pasen a ser azúcares libres (contra los que advierte la OMS)”.

La pulpa. Al batir o triturar las frutas y verduras se conserva algo de pulpa y del tejido fibroso del alimento, “pero con una digestión previa de estas fibras”, con lo que sigue sin ser lo mismo que comer las piezas enteras.

No se ingiere la fibra del alimento. En las bebidas verdes sí quedan los oxalatos, “un elemento que forma parte de la fibra vegetal de ciertos alimentos, sobre todo de los de hoja verde, como las espinacas”, explica la química. “Los oxalatos son considerados un tipo de antinutrientes, pues su consumo elevado —como sucede en los batidos o zumos— interfiere en la absorción del hierro, el potasio y fundamentalmente el calcio”.

¿Quiere decir que no se pueden tomar los jugos detox? No pasa nada por tomar un zumo de vez en cuando. De hecho, están recomendados en la dieta de los fumadores: “Con alimentos con muchos colores —zanahoria, remolacha...—”, señala Giuseppe Russolillo, presidente de la Academia de Nutrición y Dietética, “pueden ser un buen complemento porque son una bomba de fitoquímicos vegetales y una fuente muy rica de vitaminas y minerales. Eso sí, un solo vaso y acompañando una comida para evitar el efecto adverso que tomar las frutas y verduras bebidas”.

Lee también

Comentarios