100 años de noticias educativas...

LA PRENSA GRÁFICA celebra su primer centenario, y no es casualidad que en una de sus primeras ediciones en los albores del siglo XX, concretamente, el martes 4 de enero de 1916, en la portada se publicaba el siguiente titular: “Provisión de escuelas públicas primarias por oposición”.
Enlace copiado
100 años de noticias educativas...

100 años de noticias educativas...

100 años de noticias educativas...

100 años de noticias educativas...

Enlace copiado
La nota de prensa señalaba: “El concurso tendrá efecto el 17 de enero del corriente. El concurso de oposición, para optar al cargo de profesores de instrucción pública primaria en las escuelas de la república que se encuentran vacantes, se verificará el 17 del corriente mes, para cuyo efecto las solicitudes deben presentarse, a más tardar, el 15 del mismo. En dicha solicitud es indispensable presentar buenas referencias de conducta.

A propósito de estos concursos, juzgamos que es uno de los medios más con armonía de la ciencia pedagógica para seleccionar el personal de los planteles de educación, cuya vacante aún no haya sido llenada. Es un estímulo poderoso para el pedagogo que, alejado de su centro de acción por causas que no es el caso enumerar, pueden llegar por sus méritos, buena conducta, antigüedad de servicios, conocimientos didácticos, etcétera, al puesto que sus merecimientos le tienen reservado. Al escoger de lo bueno lo mejor en este certamen, que muy bien pudiera llamarse torneo científico, se abre ancho campo al verdadero mérito, para que, con paso firme y seguro, llegue a ese gran laboratorio en el que se moldean los cerebros del porvenir”.

Hoy como ayer, al realizar mis seguimientos diarios de prensa, los tópicos educativos aparecen en las noticias nacionales de LA PRENSA GRÁFICA con vitalidad, señalando los desafíos y necesidades de la escuela pública salvadoreña.

Lamentablemente –y al comparar el texto de 1916 es más obvio– nuestra situación educativa no avanza, no cambia, no se reforma ni transforma; es más, hemos descuidado una tarea fundamental: educar en ciudadanía. Con no pocas limitaciones, nos conformamos con que nuestros estudiantes sepan algo de Matemáticas, Lenguaje y Literatura, Ciencias Naturales y Ciencias Sociales (según la PAES saben la mitad de lo que deberían conocer, aprender y aplicar); y estas cuatro áreas básicas no garantizan lo más importante; formar al ciudadano.

En el escenario de una “sociedad educadora” todos los elementos, fenómenos y hechos tienen un valor pedagógico, comenzando por la familia –que hoy está en situación disfuncional–, siguiendo por la escuela que vive una profunda crisis, y culminando en las instituciones públicas y privadas a las que se enfrentan los niños y jóvenes a diario; y aquí integramos desde aspectos políticos, gubernamentales y estatales que dejan mucho que desear, hasta el rol de las empresas y los medios de comunicación, que tan poco están exentos de fallas.

Bajo una mirada optimista, y en el marco de un devenir histórico, político, económico, cultural y medioambiental tan complejo como el nuestro, encontrar una institución que haya sobrevivido cien años es realmente extraño. LA PRENSA GRÁFICA –y Grupo Dutriz– como institución, y los seres humanos que han estado detrás de este medio, desde directores, editores, periodistas, fotógrafos, administrativos y personal de mantenimiento y logística, han sobrevivido a este difícil intento de crear y comunicar la verdad; una misión eminentemente educativa, en un país que va creciendo y madurando democráticamente poco a poco.

Sigue vigente el legado educativo de don José Dutriz: “La principal misión del periodista es decir al pueblo la verdad, y su más imperiosa necesidad es lograr ser independiente”. En efecto, la búsqueda de la verdad y la objetividad son la matriz pedagógica y científica de una nación; nada peor que ser educados en la mentira y en el fanatismo...

Tags:

  • la prensa grafica
  • centenario
  • escuelas
  • educacion
  • paes

Lee también

Comentarios

Newsletter