Loading...

40 años

Más adelante crearíamos una sociedad que no funcionó. Mis principios y valores no son negociables.

Enlace copiado
Ana María Herrarte - Consultora

Ana María Herrarte - Consultora

Enlace copiado

16 de septiembre de 1981. Mi primer día de trabajo en el Departamento de Mercadeo de La Constancia. No era lo que yo esperaba, pero había regresado del INCAE en junio con una Maestría en Administración de Empresas con Especialización en Banca y Finanzas, y aprendí que después de tres meses de búsqueda, un desempleado no puede ser muy exigente. Con esto quiero decir que acepté ese trabajo porque no tenía otra opción, lo que no sabía es que la vida me tenía una sorpresa, ahí me enamoraría del Mercadeo. También entendería la importancia de las marcas y aprendería a amarlas.

Debo reconocer que La Constancia fue mi "escuela" para empezar a aprender de Mercadeo, porque aunque desde el inicio decidí convertirme en autodidacta para llenar mis vacíos de conocimiento, yo sabía más de Finanzas que de Mercadeo, nada se compara con la vivencia. Durante los 7 años que trabajé ahí ocupé diferentes puestos: gerente de Marca, gerente de Desarrollo de Nuevos Productos, gerente de Investigación de Mercados y el último fue gerente de Inteligencia de Mercado, desde entonces aprendí la importancia de disponer de información relevante y actualizada, para una buena toma de decisiones.

A los pocos años de estar en La Constancia ya estaba dando seminarios de Mercadeo, después fui profesora universitaria y también conferencista. Fui presidenta de la Asociación de Profesionales en Mercadeo. No sentí en qué momento me convertí en una mercadóloga de corazón.

Llegaría en 1988 la oportunidad de aplicar todos mis conocimientos de Mercadeo como gerente de Mercadeo de Productos de Café. Aprender a amar a Café Listo fue fácil, porque era una marca muy relevante para los consumidores salvadoreños y presentaba retos interesantes. Los 8 años que trabajé en esa empresa fueron muy importantes para mi desarrollo profesional y lo mejor es que los disfruté al máximo. Pero en 1995 todo cambió, cuando una multinacional la compró y, aunque tuve la oportunidad de quedarme, a los tres meses decidí irme.

Y ahí estaba yo, desempleada, buscando la forma de sobrevivir. La vida me obligó a convertirme en "emprendedora". Me fui al Burke Institute en Cincinnati, a certificarme como investigadora cualitativa, para ofrecer mis servicios como profesional independiente. Más adelante crearíamos una sociedad que no funcionó. Mis principios y valores no son negociables. Después de 5 años me fui con mi computadora y mi escritorio.

Y en 2000 ahí estaba yo, otra vez empezando de nuevo. Fundé mi empresa de Servicios de Mercadeo. En 2005 me contacta una importante agencia de investigación de mercados multinacional, la tercera en el mundo, y me ofrece una alianza estratégica. Iniciamos una relación de negocios interesante, en 2013 me compran una parte de mis acciones y nos convertimos en su oficina número 87. La experiencia fue de un gran provecho profesional, porque la empresa es prácticamente un "centro de pensamiento", aprendí mucho.

Para mi vida de "emprendedora", establecí tres requisitos para elegir los proyectos en los que me involucraría: 1. Que yo pudiera aportar lo suficiente. 2. Que me permitiera crecer profesionalmente. 3. Que me hiciera feliz. En ese orden.

En 2019 pensé que había llegado el momento de buscar un nuevo rumbo y cambié el orden de los tres requisitos, puse en el número uno ser feliz. Elegí mi nuevo proyecto y lo empecé a desarrollar, en eso estaba cuando llegó la pandemia, me encerré en mi casa y lo tuve que dejar en pausa.

Y en 2020 ahí estaba yo, otra vez empezando de nuevo, pero la vida me tenía otra sorpresa. En octubre me contrataron para un consultoría de tres meses que se convirtió en un trabajo permanente, ahora soy "empleada", tengo en mis manos una marca salvadoreña que fue mi inspiración en los noventa. Ya la amo.

Y después de 40 años sigo apasionada por el Mercadeo y soy feliz.

UN PÚBLICO INFORMADO
DECIDE MEJOR.
POR ESO INFORMAR ES
UN SERVICIO DE PAÍS.
APOYA A LOS CIUDADANOS QUE 
CREEN EN LA DEMOCRACIA
Y HAGAMOS PAÍS.

Hacemos periodismo desde hace 106 años. Y ahora, como en otros periodos de la historia de El Salvador, el periodismo es fundamental para que la opinión pública se fortalezca.

HAZTE MIEMBRO Y DISFRUTA DE BENEFICIOS EXCLUSIVOS

Hágase miembro ahora

Tags:

  • valores
  • Mercadeo
  • gerente
  • investigación

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines