Lo más visto

Más de Opinión

A El Salvador le falta la cultura de leer y escribir

Es interesante observar a un minutero leyendo mientras espera a un cliente, es curioso ver un bus repleto de personas con música rapera de fondo mientras alguien va concentrado leyendo un libro. No importa si la lectura que disfruta es la que le dejan de deber en su centro de estudios, lo importante es que esa persona cultiva su mente. ¿Tiene la población salvadoreña el hábito de leer?
Enlace copiado
A El Salvador le falta la cultura de leer y escribir

A El Salvador le falta la cultura de leer y escribir

A El Salvador le falta la cultura de leer y escribir

A El Salvador le falta la cultura de leer y escribir

Enlace copiado
Comparto los comentarios de unos escritores entrevistados por mis alumnos, a quienes les enseño el hábito de leer y escribir. Manlio Argueta expresó: “Los jóvenes buscan divertimientos, no buscan una lectura para reflexionar, lecturas que enaltezcan lo que ellos piensen... no se meten a pabellones oscuros de lecturas profundas y difíciles de entender y comprender. Tenemos una cultura de baja lectura”.

“En nuestro país hay muy poca gente interesada en leer y escribir… no tengas miedo de qué escriben, que así nacen los escritores. Todos nosotros tenemos una historia que contar”. Ricardo Mendoza Alberto.

“En ningún momento me propuse voy a escribir. Solo se empieza a hacer”. Claudia Meyer. Mientras tanto, Mauricio Vallejo Márquez exhortó: “Escribí, leé mucho, inscribite en talleres literarios… tené la tutoría de un escritor que te eche la mano”.

En el país la cultura del smartphone es la que gobierna por doquier. Así ganará más el ocio que leer o incursionar en el mundo de la escritura. Para un periodista, poeta, cuentista, columnista, novelista, etcétera, el escribir es el pan diario. Por eso se debería inculcar más en las escuelas y universidades que los estudiantes lean más y se les inculque que escriban. Es ilógico descubrir a un periodista o comunicador que no le guste escribir.

Es un gusto leer a escritores salvadoreños como Salarrué, Roque Dalton, Alberto Masferrer, Yanira Soundy, David Escobar Galindo y otros pensantes que han dejado huella en cada obra publicada. ¿Quién se atreve a escribir? Los periódicos digitales han proliferado y se leen historias de articulistas y redactores de noticias que a través de esa disciplina están dejando huella.

Lástima que la juventud prefiere tuitear y feisbuquear que leer un excelente libro. Los alumnos evidencian su falta de lectura cuando hablan en público, leen un párrafo de un libro o escriben una nota. Todo estudiante tiene que saber lo básico para poder tener buena ortografía, saber redactar y leer en público. LA PRENSA GRÁFICA difunde fascículos educativos, los cuales son útiles.

No importa el nivel de estudios; sin embargo, debe haber clubes de lectura. No son solo las bibliotecas los lugar para leer; por ejemplo, en La Casa Tomada se imparten talleres de escritura, Jacinta Escudos es una maestra en el mundo de las letras. Las casas de la Cultura son otros semilleros para enseñar talleres de poesía, cuento, ensayo, teatro, etcétera.

Sería recomendable visitar museos como el Museo Salarrué en Los Planes de Renderos, en donde se ofrecen talleres gratuitos de lectura. Los concursos para novatos en la escritura como los Juegos Florales son otra puerta para descubrir talentos.

La tecnología hace que más fácil se pueda acceder a cualquier libro, información o datos científicos. El problema es que en El Salvador algunos maestros no han logrado enamorar a los alumnos con referencia a la lectura.

¿Será que antes se infundía más el placer de leer y escribir a la niñez y juventud? Todo inicia en la casa y es cultural el hecho de leer desde La Biblia hasta un periódico. Lo importante es cultivar la lectura. El escribir es otro asunto, lo cual no es cosa fácil. Lo importante es que cuando una persona lee, se vuelve culta, erudita y sabe conversar de todo tipo de tema. Vamos, lo invito a cultivar el placer de leer y escribir.

Tags:

  • lectura
  • leer
  • cultura
  • aprendizaje

Lee también

Comentarios