Lo más visto

Más de Opinión

Amenazas a la Seguridad Nacional. Protección de infraestructura crítica

Enlace copiado
Ricardo Sosa / Experto en seguridad y criminología

Ricardo Sosa / Experto en seguridad y criminología

Enlace copiado

Experto en seguridad y criminologíaLa presente semana ha estado marcada por una nueva crisis de suministro y abastecimiento de agua potable que afectó varios municipios, y más de un millón de personas. Desde las versiones proporcionadas por el presidente de ANDA que no tienen mayor soporte, sustento, aspectos criminalísticos y de sentido común para la población; en una entrevista televisiva matutina manifestó que se trataba de una situación donde los pernos de la estructura se habían quitado, y se había generado un sabotaje, por la tarde había cambiado de versión y eran sujetos fuertemente armados que habían sido observados por pobladores, y un vocero de la PNC brindó su versión que era un producto de la operación, es decir, falta de previsión y mantenimiento de la institución; por otra parte el Gobierno brindó una reacción tardía y con una inadecuada estrategia de comunicación, lo que evidencia la ausencia de una política y planes de crisis.

Adicional esas mismas tuberías en ese sector en el año 2011 nuevamente se mencionó que habían sido objeto de sabotaje el cual tampoco se comprobó. Y otro caso del año pasado en Las Pavas. Si esas versiones de sabotaje fueran ciertas hubiera grandes derramamientos de agua, y se generarían inundaciones del perímetro, se debería de encontrar evidencias en la escena, herramienta pesada abandonada, y posiblemente hubieran fallecido ahogados los posibles criminales ante la potencia del agua. No se pudo hacer con una tenaza o un desarmador.

Una de las amenazas a la Seguridad Nacional de un país es no contar con Política de Seguridad Nacional por medio de una ley, en donde se incluya el abordaje de prevención sobre las vulnerabilidades en Infraestructura Crítica (IC) y servicios esenciales.

La IC marca la garantía de la Seguridad Nacional, ya que requiere la protección de una serie de infraestructura que resultan fundamentales para el mantenimiento de servicios esenciales de la comunidad, cuya interrupción tendría graves consecuencias para territorios específicos o delimitados o para todo el país. En El Salvador hablamos de agua potable, presas hidroeléctricas, telefonía y comunicaciones, estaciones de energía eléctrica, alimentación, transporte, aeropuertos, servicios financieros, servidores de almacenamiento de datos del Estado y ciudadanos, gas, redes, físicas o virtuales, y ciberamenazas entre las principales.

Estas IC en El Salvador se pueden ver amenazadas por ataques del crimen organizado transnacional, las pandillas, desastres naturales, grupos irregulares, brazos del terrorismo internacional, huelgas de empleados, entre otros.

En el caso del agua potable no solo no hay protección física a la infraestructura crítica que debería ser proporcionada por la PNC, o solicitar apoyo a la FAES, sino hay fugas en el sistema obsoleto de tuberías centrales que genera una pérdida de facturación, pero que está minando en el subsuelo y que generan cárcavas, ¿qué pasará cuando colapsen las tuberías madres? ¿Cuántas semanas o meses pasaremos sin agua? ¿Qué seguimiento hay para la contaminación del río Lempa a nivel nacional y de los países vecinos? ¿Qué resguardo existe sobre el río Lempa para que no se desvíe su cauce natural?

Es indispensable proteger legal y físicamente la IC, así como definir qué autoridad o institución debe velar por las mismas, y realizar auditorías a nivel de Estado, diseñar un catálogo de IC salvadoreñas.

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines