Lo más visto

Celebremos nuestra unidad

Enlace copiado
Enlace copiado

Secretario general del SICA, presidente de Guatemala 1986-1991El pasado 14 de octubre fue la conmemoración del Día de la Integración Centroamericana. Un día muy especial para todas las personas que creemos en una región de oportunidades y de sueños por cumplir. Ese día simboliza la hermandad y la solidaridad de nuestros pueblos. Celebramos todo lo que hemos construido de manera conjunta, pero sobre todo ponemos en alto los lazos que nos unen.

El Día de la Integración Centroamericana nos recuerda la voluntad de los líderes de la región por la integración como un instrumento de desarrollo, a través de la firma de la Carta de la Organización de Estados Centroamericanos (ODECA) en 1951 en la ciudad de San Salvador. Nuestra integración cumple 66 años de existencia y el Sistema de la Integración Centroamericana (SICA), su etapa más dinámica, profunda y multidimensional, cumplirá 26 años desde la firma del Protocolo de Tegucigalpa a la Carta de la ODECA, en diciembre de 1991.

Después de años convulsos y de guerra, la unidad de nuestros pueblos fue la que nos dio las fuerzas y las herramientas para buscar la paz. Era la convicción de que solamente las decisiones políticas nos conducían al planteamiento del relanzamiento de la integración centroamericana. Con los históricos Acuerdos de Esquipulas I y II sentamos las bases de la paz firme y duradera en la región, pero también se estableció la necesidad de plantearnos una agenda de desarrollo, libertad y democracia.

En estos años hemos hecho avances importantes, que son claves para el desarrollo de nuestra gente: salud, género, turismo, medio ambiente, pesca, educación, prevención de desastres, cambio climático, desarrollo rural, entre otros. Todas estas acciones enmarcadas en iniciativas regionales de coordinación con los planes nacionales de desarrollo de nuestros Estados miembros para atender las necesidades de la población centroamericana. Hoy somos nosotros, los protagonistas y artífices de nuestro presente y futuro.

Nuestro proceso de integración es el más vivo de toda América Latina. Contamos con la única Unión Aduanera de todo el continente americano, entre Honduras y Guatemala, que permitirá dinamizar nuestro comercio y nuestras economías, así como facilitará el tránsito y el turismo entre nuestros países. El Salvador y Nicaragua ya están dando pasos para adherirse a esta Unión Aduanera, mientras que Costa Rica y Panamá han hecho avances sumamente importantes en este ámbito.

Los problemas de la pobreza, la desigualdad, la violencia, el cambio climático no pueden ser abordados de manera aislada. Nuestra mayor fortaleza se encuentra en nuestra unidad. La suma de nuestros esfuerzos nos hace tener más y mejores opciones de desarrollo. Geográficamente, Centroamérica es un puente que une a las dos Américas, seamos también pues un puente de oportunidades para nuestra población, para los jóvenes, los hombres y las mujeres de toda la región. Sigamos estrechando esos lazos y avancemos siempre de la mano, ¡juntos!

En esta fecha tan importante quiero recordar las palabras de mi buen amigo Roberto Carpio quien decía que los pueblos centroamericanos somos capaces de dirigir nuestro propio destino, y construir el porvenir en beneficios de la población. Es hora de poner a un lado nuestras diferencias, porque por encima de todo somos centroamericanos. Tengo fe y plena confianza en los hombres y mujeres de Centroamérica y en que juntos podemos construir la región de oportunidades que queremos y necesitamos. Celebremos y sigamos trabajando por todo aquello que nos une y nos hace sentirnos orgullosas y orgullosos de ser centroamericanos.

Lee también

Comentarios