Lo más visto

Más de Opinión

¿Cómo enfrentará los graves problemas el próximo gobierno?

Enlace copiado
Óscar Rubén Zelaya Lara

Óscar Rubén Zelaya Lara

Enlace copiado

En ningún país latino es imposible que en 5 años se solucionen los graves problemas económicos y sociales que estamos padeciendo y una cantidad de casos que con seguridad tendrían arreglo a menor tiempo, con buena voluntad e interés, como la corrupción y el manejo inadecuado de trámites administrativos engorrosos de las principales dependencias, pues poseemos profesionales capacitados que han sido relegados por no pertenecer a los partidos en el poder, pero a mediano y largo plazo hay mucho por hacer iniciando por los programas educativos básicos y de capacitación técnica, para una formación ciudadana en una futura administración pública y privada que se requiere desarrollar en la economía.

Resulta contradictorio que desde la época presidencial del Dr. Pío Romero Bosque, creó la Escuela Diplomática dependiente de su canciller Dr. José Gustavo Guerrero, para formar una carrera de esta área, que no fructificó por su pronto retiro del cargo, partiendo a Europa y nombrado presidente de la Liga de las Naciones, datos de quien fue el último interesado en dirigir esta escuela y exembajador en Uruguay Lic. Carlos Abarca Gómez, que hizo las reformas necesarias entre 2005 a 2009, para formar verdaderos funcionarios y políticos de altura, para cargos ministeriales, pero el colmo es que no se utiliza para ello, pues todos los diplomáticos y altos funcionarios no pasan por dicha escuela, ni el excandidato Hugo Martínez, que conoció de la existencia de esta escuela.

Todos los gobernantes dicen escuchar al pueblo, ojalá el nuevo presidente tome en cuenta esta situación y conozca la función de la Escuela para enviar a sus funcionarios, así al final de su gestión habrá logrado un éxito en el problema de la cosa pública, será un gran avance sustancial; al igual que la educación, amerita la reforma de los programas educativos, con énfasis en formalizar los temas de los valores morales y principios cívicos, a fin de lograr nuevos ciudadanos, hasta convertir las cárceles, donde ya no hay cupo para un solo reo, en escuelas y plantas industriales al cabo de dos o tres generaciones y el nombre del nuevo presidente perpetuará por ese triunfo, su popularidad y cariño será aún mayor que en la actualidad, se lo puedo afirmar.

En cuanto a lo económico, lo básico es la reducción de la pobreza, lo cual sabemos solo se ataca con la creación de trabajo, todos lo han dicho en sus campañas políticas, inventando cifras, pero no se sabe en qué forma lo harán, ¿cómo piensan atraer inversiones nacionales y extranjeras?, ningún candidato ni partido hasta ahora se acuerda de nuestra riqueza natural, son cientos de plantas, arbustos y árboles con propiedades nutricionales, medicinales, cuyos frutos se desperdician en el suelo, incluyendo el bálsamo y el café y nadie se atreve a investigar ni a invertir en nuevos proyectos, para lo cual se requiere la formulación de factibilidades económicas y financieras de las ventajas a ofrecer, gestión que corresponde al Estado, buscando las mejores explotaciones de nuestros recursos humanos, naturales y marinos disponibles.

Financieramente, es imprescindible realizar correctos proyectos que brinden beneficios a la población con inversiones que sean rentables en cuanto costo beneficio, pues la costumbre es presupuestar cantidades en programas que no se llevan a cabo, por importantes que sean, la construcción del edificio de la Asamblea Legislativa, con elevados costos y no hacer uso de los fondos aprobados se tiene que pagar intereses, sin beneficios, otros casos gastar por gastar, debe revisarse técnicamente la función de cada proyecto.

Tags:

  • capacitación
  • funcionarios
  • cosa pública
  • reducción de la pobreza
  • inversiones

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines