Creación del Fondo Nacional Contra la Pobreza

Bajo el supuesto que puedan recuperarse los cientos de millones de dólares de las arcas del Estado que mediante la corrupción fueron a parar a cuentas privadas, convendría pensar en qué hacer con esa millonada, antes que de nuevo entre al mismo circuito perverso, o los recursos sean utilizados discrecionalmente en altos salarios y gastos improductivos, o en tratar de remediar alguna crisis fiscal.
Enlace copiado
Enlace copiado
En efecto, ¿sabe usted qué pasó con los bienes incautados al expresidente de ANDA? ¿Dónde están los varios barriles con pisto que fueron encontrados hace algunos años? ¿Y el dinero y bienes incautados en otros casos? Debería crearse una modalidad normativa que prohibiera terminantemente, sin dejar ventanitas, el uso de los recursos recuperados a los corruptos en salarios y en otras actividades que no sean obras y beneficios claros y directos para aliviar la situación de miseria y pobreza en que viven miles de salvadoreños.

Prohibido comprar vehículos de lujo todoterreno para darse aires en las calles pavimentadas de San Salvador; prohibido comprar seguros millonarios con impuestos de los pobres; viandas, comida, vino; prohibidos los viajes innecesarios y los viáticos que generan; prohibida la propaganda que promueve a funcionarios; prohibida la contratación de personal incapaz e innecesario bajo cualquier forma; prohibida la construcción de oficinas de lujo para funcionarios con ínfulas de príncipes.

Este Fondo debería ser creado por decreto legislativo y la decisión y aprobación para usar estos recursos debería ser facultad exclusiva de un comité ad-hoc formado por representantes del sector productivo, de los trabajadores y de la administración. No cobrarán sueldo, ni dietas, ni se auto recetarán privilegios odiosos. Los fondos deben estar protegidos de cualquier intromisión. No deberán ser tocados para resolver problemas de caja o de iliquidez, por ejemplo.

¿Qué obras podrían financiarse? Viviendas de interés social, exclusivamente para familias que pernoctan en la calle, adultos mayores en abandono, familias pobres encabezadas por mujeres; personas con discapacidades. Comedores solidarios para personas que viven en situación de calle o pobreza extrema; centros de acogida nocturna donde los pobres extremos puedan pasar una noche en relativa seguridad, tomar una cena caliente y asearse.

Asimismo, dispensarios populares de salud, donde indigentes reciban atención médica básica, obtengan medicamentos, curaciones; procedimientos regulares y/o de emergencia.

Tanatorios y panteones solidarios pueden agregarse a las obras que se ejecutarían con los fondos recuperados a personas que deben retornar al Estado el dinero mal habido. Lugares donde pobres extremos puedan obtener una caja mortuoria, ser dignamente velados y recibir cristiana sepultura.

También, becas para que pobres extremos puedan cursar al menos la educación básica.

Capital semilla para la instalación de mini y pequeños negocios no tradicionales y productivos diferentes a pupuserías y salas de “belleza”, es también una actividad que podría financiarse con los recursos del Fondo de Combate a la Pobreza.

Sin duda que la florida imaginación de los compatriotas encontrará otras maneras de utilizar ética y eficazmente estos dineros provenientes de los impuestos que pagan los ciudadanos, incluidos los pobres y que han sido desviados hacia cuentas privadas o utilizados en fines odiosos e ilegítimos.

Como habrá de suponerse, la creación de este Fondo está en dependencia de la capacidad real de las instituciones encargadas de recuperar dineros públicos, saqueados por funcionarios corruptos y sus cómplices.

Para fortalecer la democracia y abatir la pobreza es necesario que las sociedades luchen contra todas las formas de corrupción política como los sobornos, el tráfico de influencias, las extorsiones, los fraudes, la malversación, la prevaricación, el caciquismo, el compadrazgo, la cooptación, el nepotismo, la impunidad y el despotismo.
 

Tags:

  • presupuesto
  • corrupcion
  • crisis fiscal
  • salarios
  • vehiculos de lujo

Lee también

Comentarios

Newsletter