Davos: Latinoamérica urge de competitividad e innovación

“América Latina tiene la urgente necesidad de incrementar su competitividad”.
Enlace copiado
Davos: Latinoamérica urge de competitividad e innovación

Davos: Latinoamérica urge de competitividad e innovación

Davos: Latinoamérica urge de competitividad e innovación

Davos: Latinoamérica urge de competitividad e innovación

Enlace copiado
Así se lee en el documento “WEF, Competitiveness Lab Latin America”. Según los expertos reunidos en Suiza, “hay que proponer ideas para responder a la baja capacidad de innovación y de generación de competencias laborales, especialmente relevantes en el contexto de condiciones económicas externas en deterioro”, enfrentando los retos en invención y desarrollo de habilidades con un enfoque sistémico y colaborativo”. Enero de 2015. Enlace: http://www3.weforum.org/docs/WEF_Competitiveness_Lab_Latin_America_15.pdf

Latinoamérica se encuentra urgida por avanzar en la educación y formación de sus niños y jóvenes en aptitudes para desenvolverse en un mundo global que les reclama idoneidad para innovar y emprender (entendido como hacer exitosamente algo determinado). Entre las diez recomendaciones que señala dicho informe WEF presentado en el Foro Económico Mundial, me centraré en dos retos que más apremian a la región, y por ende a El Salvador: 1) cómo abordar el retraso en el desarrollo de habilidades para generar competitividad y 2) cómo fomentar políticas para realizar investigación e innovación en la preparación de capital humano.

Si a esta reflexión le agregamos las definiciones de dos palabras claves del informe: A) innovación, que significa: “2. f. Creación o modificación de un producto, y su introducción en un mercado. Y por otro lado, la palabra B) competencia, que significa: “2. Pericia, aptitud, idoneidad para hacer algo o intervenir en un asunto determinado” (Real Academia Española). Se puede concluir que para El Salvador es crucial apoyar a las familias y a los padres en su tarea de primeros educadores en ciudadanía y en competencias humanas que generan el capital social y humano. Sería una forma eficiente para detonar en el mediano plazo las condiciones adecuadas para generar desde la célula básica la innovación empresarial y la competitividad nacional. Pero, tal como está en el país en inseguridad, alto costo de la vida y la mala calidad de la educación, ¿estaremos caminando hacia reducir la brecha en innovación y en desarrollo de competencias que se requiere para progresar de forma sostenible y sustentable?

Decía un experto de Harvard que la superior ventaja de un niño pobre con buenas notas es tener una madre que platica y le apoya con las tareas, aunque ella sea analfabeta. Guido Stein, profesor del IESE, escuela de negocios, Barcelona, España, enumeraba las ventajas de ser Empresas familiarmente responsables: “Una cultura flexible no se crea de la noche a la mañana, sino de modo progresivo. Tampoco existe una única solución o plan de mejora. La experiencia enseña que el equilibrio trabajo-familia también depende del modelo de empresa: para uno, la armonía no es más que un mero elemento del plan de marketing corporativo y su impacto en la reputación de la compañía; para otros, una magnífica herramienta para atraer y retener talento... La vida en la familia es como la primera y más incisiva escuela de competencias profesionales, en la que madre, padre, hijas e hijos aprenden muchas competencias valoradas al contratar hoy: liderazgo, integridad, iniciativa, trabajo en equipo, comunicación. Los hijos necesitan de los padres, de su ejemplo de vivencia de valores, del mismo modo que los miembros de una organización precisan del ejemplo de sus líderes. Eso solo se consigue con tiempo, muchas ganas, entusiasmo y sentido de responsabilidad, porque educar, como dirigir, es cumplir con amor una misión importante...”.

Tags:

  • kalena de velado
  • america latina
  • lab latin america
  • foro economico mundial

Lee también

Comentarios

Newsletter