Lo más visto

Más de Opinión

Dejar huella en el mundo, parte I

Enlace copiado
Kalena de Velado

Kalena de Velado

Enlace copiado

En estos días, a nivel global, las familias se reúnen por tradición en los cementerios e iglesias a recordar a sus antepasados para elevar oraciones por ellos, agradeciendo a la divinidad el regalo de sus vidas en cada hogar y como amigos. A lo largo de la historia humana, este ritual ha sido uno de los más respetados por todas las culturas y en las diferentes épocas de la historia humana. Solo basta recordar lo que Homero hace decir a Odiseo (Ulises) sobre que el peor castigo ha de caer sobre los que no tienen respeto por sus muertos al no darles una sepultura digna...

Podemos hoy reflexionar sobre cómo queremos ser recordados... Con otras palabras, ¿cuál es la huella que dejaré cuando ya no esté vivo, por la cual mi familia y país serán mejores lugares para las siguientes generaciones? Es lo que ahora se suele llamar "marca personal intrínseca" (HARVARD CASE STUDY Deva Rangarajan Betsy D. Gelb Amy Vandaveer, https://hbr.org/product/recommended/an/BH842-PDF-ENG?referral=03545&cm_vc=rr_item_page.better_together).

Definir en qué consiste la marca personal intrínseca no es tarea fácil, ya que cada persona no parte de cero, "debido a que se tiene cualidades propias, riqueza de experiencias pasadas, se ha desarrollado competencias y se ha crecido con las relaciones con los demás, aun sin darse cuenta... El reto consiste en gestionar estratégicamente la marca personal a través de un proceso ordenado y sencillo, comenzando por auto analizarse". (Dra. Deva Rangarajan y asociados, investigadora y profesora de Harvard).

Aun quienes tenemos como grata tarea profesional acompañar a los líderes a reinventar su propia imagen y estilo de liderazgo, el camino con cada cliente o equipo empresarial siempre es un reto en un entorno global de negocios multicultural. En mi práctica y trayectoria de 20 años, puedo atreverme a expresar que gestionar bien la marca personal consiste en poder comunicar efectivamente a los demás nuestro valor intrínseco, las habilidades especiales y profesionales que realizamos apasionadamente y con excelencia, de forma generosa, amando cada día lo que hacemos y deseando compartir con quienes vienen después.

Es importante aclarar que la marca personal se va redefiniendo a medida que vamos cambiando de ocupación y circunstancia, aunque siempre se mantiene la esencia porque es única e irrepetible en cada ser humano.

Por eso anhelamos cambiar (indistintamente la edad), manifestando el deseo a través de un cambio físico: dejarse la barba o experimentar con un nuevo color o estilo de cabello. O por medio de incursiones educativas, espirituales e intelectuales, como regresar a la fe en que fuimos formados, aprender idiomas; cambiar de residencia; realizar viajes, o adquirir conocimientos y competencias aprovechando las nuevas tecnologías.

Cimentar la marca personal implica auto analizarse, lo cual es una tarea espinosa, tal como lo planteábamos más arriba... Una recomendación que facilita conocerse es preguntarse: ¿Qué me gustaría que dijeran de mí en el propio funeral? Este ejercicio no es algo inusual ya que lo hicieron millones de personas ante la tumba de sus seres queridos en el día 2 de noviembre: recordar la manera de ser y la huella que les dejó el pariente o amigo que se adelantó a la casa del Padre.

Y talvez tendremos una idea de lo que van a decir en nuestro velatorio aquellas personas que nos aman, porque hemos intentado vivir coherentemente con los valores y principios de la marca personal, para ser percibidos realmente como líderes confiables.

Tags:

  • familias
  • marca personal intrínseca
  • esencia
  • cambiar

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines