Lo más visto

Más de Opinión

Desaceleración económica y retroceso en competitividad

El 90 % de los países del mundo enfrenta una desaceleración económica generalizada para este año, según Kristalina Georgieva, nueva directora gerente del Fondo Monetario Internacional: "El crecimiento de este año caerá a su ritmo más bajo desde el comienzo de la década".

Enlace copiado
Claudio M. de Rosa

Claudio M. de Rosa

Enlace copiado

Para Georgieva, la desaceleración es el reflejo de disputas comerciales, como la guerra comercial entre Washington y Pekín, diversas tensiones geopolíticas y el incierto resultado del "Brexit". Ella señaló: "Hemos hablado en el pasado sobre los peligros de las disputas comerciales. Ahora... están pasando factura". El crecimiento del comercio mundial "se ha detenido casi por completo".

Georgieva considera que esta situación puede provocar una ruptura de las cadenas de suministro, donde los conflictos comerciales podrían causar una pérdida de alrededor de $700,000 millones para 2020 (0.8 % del Producto Interno Bruto, PIB, mundial). Para contrarrestar esta situación, Georgieva sugirió un sistema comercial global "más moderno", para estimular el desarrollo del potencial "de los servicios y del comercio electrónico".

En este sentido, El Salvador tiene alta capacidad para brindar servicios, y ya se han presentado propuestas legislativas para avanzar hacia una economía digital. Si como país no lo hacemos, difícilmente podremos mejorar las condiciones económicas y la generación de empleos, fundamentos del progreso social.

Además, el Foro Económico Mundial (FEM) presentó su informe de Competitividad Global 2019 (evaluó 141 economías, que representan el 99 % del PIB mundial y el 94 % de la población mundial), resaltando que el mundo perdió una década desde la crisis financiera de 2009 porque las economías siguen atascadas en un ciclo de bajo o nulo crecimiento de productividad, lo que dificultará el cumplimiento de muchos de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, ODS.

Según el FEM, "el aumento de la desigualdad, la precariedad y la falta de movilidad social están socavando la cohesión social con una creciente sensación de injusticia, la percepción de pérdida de la identidad y dignidad, lo que debilita el tejido social, erosionando la confianza en las instituciones, el desencanto con los procesos políticos y una erosión del contrato social". Esto se vive en El Salvador y debe conducirnos a una profunda reflexión por su significado y posibles consecuencias.

Por otra parte, debe preocuparnos que El Salvador retrocedió 5 puestos en el índice de Competitividad Global 2019, registrando 52.6 puntos de un máximo de 100, y ubicarse en el puesto 103, solo superando a Nicaragua en Centroamérica.

De los 12 Pilares de la evaluación (número en paréntesis reflejan ubicación entre 141 países) veremos los más adversos. Pilar 1, Instituciones (132), estamos adversamente afectados por el componente "Seguridad" (140), por la baja "Confianza en el Servicio Policial" (137) y el peso de la "Regulación Gubernamental" (131). Además, están la baja "Capacidad del Gobierno para Asegurar la Estabilidad de las Políticas" (133), entre otros. Y en el Pilar 4, en lo referente a Estabilidad Macroeconómica (112), afecta negativamente la inversión.

Pilar 8, Mercado Laboral (106), se ve afectado por la falta de "Meritocracia e Incentivos" (113) y deficiencias en "Pago y Productividad" (131).

Pilar 11, Dinamismo Empresarial (111), es fuertemente afectado por el alto "Costo de Iniciar un Negocio" (128), y la baja "Cultura Empresarial" (118), que refleja el reducido "Crecimiento de Empresas Innovadoras" (128) y de "Empresas que Adopten Ideas Disruptivas" (127). Agrava la situación la baja "Capacidad de Innovación" (121), y el escaso aporte que da el componente "Investigación y Desarrollo" (131).

El desafío que tiene El Salvador es monumental: ser más productivo y competitivo, atraer inversión extranjera y estimular la nacional, movernos hacia la economía digital, y lograr nuevos acuerdos comerciales, para generar más empleos de calidad y evitar conflictos sociales. Es de esperar que, por conflictos internos, en todo sentido, no perdamos la oportunidad de subirnos al carro del progreso. Es cosa de visión y decisión de todos como país.

Tags:

  • desaceleración económica
  • cadenas de suministro
  • economía digital
  • Competitividad Global
  • Pilares

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines