Loading...

Diputado sin calzoncillo

Qué triste que la bancada cyan prefiera importar que fabricar en casa el pedazo de tela entre sus genitales y sus pantalones; como que para ellos, el Made in El Salvador no tiene ningún valor.

Enlace copiado
José Afane - Columnista de LA PRENSA GRÁFICA

José Afane - Columnista de LA PRENSA GRÁFICA

Enlace copiado

Recientemente escuché a un diputado decir una incoherencia: "Que se lleven la ensambladora de calzoncillos que pensaban traer". Le cuento, diputado, que Estados Unidos, la economía más grande del mundo, generó 943,000 empleos en julio pasado. Aun así, el desempleo sigue siendo mayor de lo que era prepandemia. En 2019 el primer mundo gozaba de los niveles más bajos de desempleo de la historia, fuente de jugosos impuestos, producción y ganancias. En la actualidad, el empleo en las economías más grandes del mundo está 3 % debajo de lo que estaba prepandemia. En El Salvador, el desempleo nos está ahogando. Necesitamos reactivar la economía como sea, y no asumir posturas miopes como la arriba descrita.

A lo mejor ven de menos una "pinche" fábrica ensambladora de calzoncillos de 400 empleados. Pero si suman 10 fábricas serían 4,000 familias con estabilidad laboral, mucha recaudación de impuestos y varios negocios, directos e indirectos, beneficiados.

El desempleo ha golpeado nuestra Patria, tanto por las consecuencias de la pandemia, como por falta de un plan de Nación. No nos podemos dar el lujo de ningunear la inversión. Necesitamos oxigenar nuestra economía moribunda con estímulos fiscales en busca de reducir el déficit y generar los empleos que tanto urgen.

India, durante la pandemia, invitó a inversionistas extranjeros a disfrutar de su "Impuesto 0" para atraer inversión y generar fuentes de empleo. Varias compañías telefónicas, líneas aéreas y petroleras atendieron el atractivo llamado, iniciando o expandiendo sus operaciones. Como resultado, la ciudad de Bangalore es ahora igual de productiva que Pekín.

Inglaterra implementó el "SPAC" (o empresa de adquisición de propósito especial), con el fin de incentivar a que compañías privadas adquirieran compañías del Estado. Esta iniciativa provocó una inversión arriba de $2 billones, y el traslado de miles de puestos del sector público al privado.

China, en la actual pospandemia, está apostando a la tecno-utopía "Deep Tech", alojando programas y aplicaciones en la nube y avanzando en el desarrollo de la inteligencia artificial. Por su parte, Xi Jinping ha lanzado a la bolsa de valores importantes proyectos de Estado. Inversionistas de todo el mundo han respondido con una capitalización en lo que va del año de $37 billones. Una clara visión en busca de la salida de la depresión económica.

No hacer el intento de aunque sea tropicalizar medidas que nos saquen del atolladero es de inútiles. Despreciar la inversión, por pequeña que sea, es de ignorantes. Fomentar el odio entre hermanos es de imbéciles. Urgen políticos con propuestas económicas que nos ayuden a crecer, no más veneno e ignorancia que solo logra retroceder.

Qué triste que la bancada cyan prefiera importar, que fabricar en casa el pedazo de tela entre sus genitales y sus pantalones; como que para ellos, el Made in El Salvador no tiene ningún valor.

UN PÚBLICO INFORMADO
DECIDE MEJOR.
POR ESO INFORMAR ES
UN SERVICIO DE PAÍS.
APOYA A LOS CIUDADANOS QUE 
CREEN EN LA DEMOCRACIA
Y HAGAMOS PAÍS.

Hacemos periodismo desde hace 106 años. Y ahora, como en otros periodos de la historia de El Salvador, el periodismo es fundamental para que la opinión pública se fortalezca.

HAZTE MIEMBRO Y DISFRUTA DE BENEFICIOS EXCLUSIVOS

Hágase miembro ahora

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines