Lo más visto

Economía 2016: no avanza, retrocede

...Increíble que (digan) que se han generado 35,248 empleos en dos años, cuando solo se crearon 9,495 trabajos formales en el año y 9 meses de este gobierno (ISSS), y con tendencia a disminuir.
Enlace copiado
Economía 2016: no avanza, retrocede

Economía 2016: no avanza, retrocede

Economía 2016: no avanza, retrocede

Economía 2016: no avanza, retrocede

Enlace copiado
Para 2014 se estimó que la economía iba a crecer 2.5 %. Hubo fanfarria y, aunque luego la bajaron a 2.2 %, en artículo de este periódico (5/01/2015) señalé que los datos oficiales mostraban que la economía había crecido 1.2 %. Ahora, con total hermetismo, bajan el crecimiento de 2014 a 1.4 %.

En 2015, la proyección fue nuevamente de 2.5 %, y se reiteró en marzo. Luego, la rebajaron a 2.3 % en julio, en parte, por la caída en la inversión pública. Y ahora dicen que creció 2.5 %, aunque apenas pudo generar 11,491 empleos formales. Cuando se estudia economía se aprende que se busca el crecimiento económico para generar más trabajos y lograr el empleo pleno. Pareciera que eso no aplica en El Salvador.

Nuevamente la fanfarria del crecimiento económico de 2.5 % y hasta 3 % en 2016. Qué extraño, cuando el BCR bajó su proyección de 2.6 % esperado en diciembre a 2.3 % en marzo de este año. ¿Se ajustan las cifras para los discursos del presidente? ¿Será por ello que el Fondo Monetario Internacional dice en su reciente informe que “existen vacíos en los datos que impiden llegar a conclusiones firmes” y que a FUNDE le preocupe “la credibilidad de las estadísticas”?

Señores del Gobierno, comencemos por decir la verdad. Según los datos “oficiales”, al comparar el primer trimestre de 2015 con el de este año, la perspectiva económica para 2016 es pésima, contraria a la expectativa del Gobierno.

Las exportaciones cayeron 10.4 % respecto a igual período de 2015 (BCR).

Se perdieron 7,337 empleos en el primer trimestre de 2016 (ISSS).

En el ciclo 2015-16, la producción de azúcar caería entre 3.0 y 4 millones de quintales; y la de café disminuirá 18 %, 167,000 quintales menos (ministro Orestes Ortez).

El Indicador de ventas de FUSADES se desplomó 9.1 % en el primer trimestre de 2016. Este resultado coincide con la recaudación reportada por el Ministerio de Hacienda. El ingreso por IVA –también importante indicador de la actividad económica nacional– cayó 5.3 % en el primer trimestre 2016 comparado con 2015. El IVA importaciones se desplomó 11.3 % y el por transacciones internas aumentó 1.3 %, que descontada la inflación anual, su expansión real fue de 0.2 %. A mayo la recaudación de IVA mejora levemente, pero mantiene una caída de 3.8 % respecto a 2015.

La falta de empleos es crítica y la gente lo siente. Por eso, es increíble que el Gabinete de Gestión Social e Inclusión dijera que se han generado 35,248 empleos en dos años, cuando solo se crearon 9,495 trabajos formales en el año y 9 meses de este gobierno (ISSS), y con tendencia a disminuir. Así, ni siquiera serán 5 mil, cuando se necesitaban al menos unos 100 mil. Vergonzoso, unos 95 mil jóvenes quedaron sin empleos.

Pero, argumentan que parte de los empleos se generaron en el sector agropecuario, lo que no se contabiliza porque a ellos no los incluye el ISSS. Pero señores, según la Encuesta de Hogares de Propósitos Múltiples se han perdido 45,614 empleos entre 2010 y 2014. Entonces, ¿dónde están los nuevos empleos? Bueno, dicen con descaro y falta de conciencia social, que son trabajos informales. Pero todos sabemos en El Salvador que “si no trabajas y te la rebuscas” simplemente no comes: ese es el sector informal.

El año pasado también faltaron a la verdad. Al cierre del primer año de gobierno la ministra de Trabajo dijo que se habrían generado “al menos unos 20 mil nuevos empleos” (Radio 102nueve, 29/05/2015), y resaltó que “la meta para el quinquenio es de 100 mil empleos”.

Qué mediocridad. El gobierno anterior ofreció 250 mil empleos y solo crearon 105,986 (42 %), le faltaron 144,014 (58 %). Ahora ofrecen 100 mil en 5 años, cuando la demanda de empleos crece en 50 mil anuales. Con esta meta, unos 150 mil jóvenes estarán condenados a trabajar al sector informal, con bajos salarios (ni salario mínimo), sin prestaciones, o tener que emigrar o pasar a ser parte del más de medio millón de NINIS que hay o ser tentados por las maras. Además, 110,117 salvadoreños solicitaron asilo en 17 meses de este gobierno. Doloroso, porque la falta de empleos hiere el orgullo trabajador que caracteriza a los salvadoreños.

Claramente, El Salvador no avanza, retrocede.

Tags:

  • empleo
  • jovenes
  • isss
  • sector informal

Lee también

Comentarios