Lo más visto

El arte de entenderse

La realidad nacional viene haciéndose cada vez más elocuente en el sentido de lo imperioso que es pasar de las palabras a los hechos en lo referente a la problemática del país.
Enlace copiado
Enlace copiado
Esto implica reconocer que no hay ninguna solución posible si las voluntades nacionales no se ponen en línea. Entenderse es el término clave. ¿Y por qué no ha sido posible hasta la fecha llegar al punto del entendimiento y hacer que el mismo se vuelva una realidad que pueda hacerse valer como tal? Porque el entendimiento no surge de manera espontánea, sino que es un arte que hay que practicar con todas las habilidades que se requieren. El arte implica sabiduría y efectividad. Y si entenderse es un arte hay que identificar tanto la necesaria sabiduría como la efectividad indispensable. En primer término habría que poner todas las voluntades al servicio del propósito que se pretende alcanzar, e inmediatamente después se tendrían que activar las estrategias dirigidas hacia los fines previstos de antemano. Entenderse significa deponer actitudes reactivas y potencializar actitudes proactivas. Es decir, dejar a un lado las resistencias y hacer que se manifiesten las coherencias. Si eso se logra, se podrán empezar a ver resultados positivos, que darán la mejor señal de que los problemas tienen soluciones que no sean simples remedios de coyuntura.

Lee también

Comentarios